Edición Impresa, El Hincha, Polideportivo

Futsal

Póker de Usar: Sionista venció a Regatas y logró otro título


Vibrante. Intensa. Infartante. Apasionante. Atrapante. Así fue la final del futsal de la Rosarina que coronó a Usar como campeón del torneo Apertura luego de vencer 5-3 a Regatas. Con el título en mano Sionista consiguió su cuarto campeonato en forma consecutiva.

En la ida, jugada en Regatas, fue 2-2 en un encuentro parejo. Ambos fueron el 1-2 de la clasificación general y lo demostraron ampliamente en los 80 minutos jugados.

La vuelta fue un partidazo. El público se hizo presente en gran número y alentó a los equipos durante todo el juego. Los jugadores devolvieron todo el calor que se trasladaba desde las tribunas dejando todo en cada pelota.

Usar fue el que pegó primero. Guido Guelman armó una jugada por derecha y encontró a Ezequiel Dolber solo en el punto penal. El Keke no falló y puso el 1-0 a los tres minutos de juego. Regatas sintió el golpe y salió obligado en la búsqueda del empate. Usar bancó la parada y el partido se hizo intenso. Con mucho roce físico. A segundos del final de la primera parte el equipo de la Costa encontró la merecida igualdad en el pie derecho de su capitán Esteban Pérez. Así se fueron al descanso.

Los últimos veinte minutos prometían y mucho. Y vaya si cumplieron los dos equipos. Realmente hicieron valer el costo de la entrada y más también.

Usar repitió la fórmula del primer tiempo y en el amanecer de la etapa volvió a ponerse arriba. Keke Dolber encontró un rebote en el área y no perdonó. Pero Regatas no tardó demasiado en volver todo a foja cero. Guelman derribó a Alejandro Pérez, penal y expulsión para el hombre de Sionista. Ramiro Pozzi le pegó con alma y vida y la historia se puso 2-2.

Tras el segundo empate el partido estuvo para cualquiera de los dos. Iban golpe por golpe. De un arco a otro. Dejando en cada pelota la piel. En Usar, ante la ausencia de Kevin Garmizo, Martín Solzi asumió la capitanía y demostró ser un jugador diferente. Jugó los 40 minutos de juego y fue clave en el resultado final.

Lo de Regatas fue más colectivo. Mucha tenencia de pelota y rotación permanente de todos. Lo tuvo Attme, pero su remate pegó en el palo. También Pozzi, pero su disparo se fue muy arriba.

A cuatro minutos del final una gran jugada por derecha de Solzi terminó con la pelota en la red del arco de Regatas. Era una locura la cancha de Sionista y el “7” bravo del local afirmaba sus enormes condiciones.

Pero Regatas nunca se dio por vencido y volvió a empatar el partido una vez más. Los dirigidos por Damián Faitch movieron el balón de izquierda a derecha y encontraron al capitán Pérez que volvió a inflar la red rival. La hincha de Regatas explotó con el tanto del 10.

A esa altura las piernas de los jugadores de Usar se tornaron muy pesadas. Era el momento del visitante, pero el partido tenía guardado un final de película. Con Dolber y Solzi como actores principales.

Con 50 segundos para terminar Keke Dolber firmó su triplete. El delantero se llevó a todos a la rastra y definió cruzado. Gol y a esperar la chicharra final. Regatas acudió al arquero-jugador, fue por la heroica y esta a centímetros de lograrlo. El zurdazo de Pérez se estampó en el travesaño, el rebote le quedó a Nicolás Schor, que en la primera pelota que tocó pateó desde mitad de cancha. El palo la devolvió, llegó Solzi para empujarla y hacer delirar a todos los sionistas presentes y aquellos que siguieron el partido por las redes sociales.

Fue Usar el que festejó. Regatas fue un dignísimo rival y mucho más cuando terminó el partido.

En la noche del miércoles el futsal rosarino fue el verdadero triunfador al demostrar que la pasión por este deporte es cada vez más atrapante para todos.

Si te gustó esta nota, compartila