El Hincha

Liga Profesional de Fútbol

Pintaba para fiesta de Central pero terminó en rotundo fracaso

El Canalla cayó 4-1 con Huracán. Dejó la sensación de que no entendió que jugaba una final y tiró por la borda la oportunidad deportiva y económica de volver a jugar la Copa Sudamericana.


Pintaba para ser una fiesta el Gigante, pero terminó siendo una decepción total. Central perdió feo con Huracán y así desaprovechó la enorme chance que tenía de meterse a la Copa Sudamericana 2022.

El Canalla arrancó con toda la furia acostumbrada desde la llegada del Kily como DT (horas antes se anunció su continuidad). E incluso estuvo cerca de anotar con un remate de Infantino que devolvió el palo. Pero en la primera jugada seria del Globo llegó el primer gol a través de Cóccaro, la figura de la calurosa tarde en Arroyito. Y eso derrumbó el planteo que tenía el Kily.

A esa situación hay que sumarle que muchos jugadores aurizules jugaron muy por debajo de su nivel como los casos de Almada, Ávila, Ojeda, Gamba o Vecchio.

De todas maneras el Canalla siguió yendo. Más con corazón que con ideas. Y eso favoreció a Huracán, que en cada contra daba la sensación de estirar la ventaja.

Fotos: Franco Trovato Fuoco

 

Y fue cuando se cerraba el eterno primer tiempo (se dieron siete minutos de adicional) el Globo le clavó una nueva puñalada al Canalla. Tras varios rebotes el uruguayo Candía rescató uno y fusiló a Romero.

El Kily analizó la primera etapa y mandó a la cancha a Zabala y Martínez Dupuy. Y algo cambió. Desde el carácter del mexicano el Canalla merecía algo más. Lo pudo lograr con un buen cabezazo del delantero y la gente se empezó a entusiasmar con la heroica.

Pero en el mejor momento auriazul y cuando el Globo jugaba con 10 por la tonta expulsión de Hezze, apareció un nuevo error de Almada para que Cóccaro marque el tercero de la visita. Ese fue el golpe de nocaut. Y mucho más cuando Pérez entró solo en el área y ajustició a Romero.

La sensación fue que Central no entendió que jugaba una final y tiró por la borda la oportunidad deportiva y económica de volver a jugar un torneo internacional. Ahora será momento de descansar, no repetir errores en el mercado de pases y ser protagonista principal en el 2022.

Pura impotencia: Central redondeó la peor actuación y pocos se salvaron del aplazo

Comentarios

10