Policiales

Juicio oral por femicidio

Piden perpetua para un hombre por matar a su ex

Este martes fue la primera jornada del debate oral contra el hombre de 63 años, quien llega acusado por asesinar de una puñalada en el tórax a su ex pareja, de 49, en abril del año pasado luego de una discusión en la ciudad santafesina de Frontera.


Arte El Ciudadano

Noemí Alejandra Salvaneschi tenía 49 años cuando el año pasado decidió separarse de su pareja Julio Allendes, de 63. Tras 28 años de sobrevivir a un matrimonio signado por la violencia y los maltratos en la ciudad santafesina de Frontera, la mujer decidió mudarse a la localidad cordobesa de Morteros para rehacer su vida. El 17 de abril del año pasado, el hombre agarró un cuchillo y mató a Noemí de puntazo en el tórax. Este martes, el femicida comenzó a ser juzgado en los Tribunales de Rafaela. El fiscal Martín Castellano le atribuyó el delito de homicidio doblemente agravado por el vínculo y por mediar violencia de género y pidió prisión perpetua.

El tribunal del juicio oral contra Allendes que comenzó este martes y se extenderá hasta el próximo 3 de octubre está integrado por la magistrada Cristina Fortunato en la presidencia junto a los magistrados Osvaldo Carlos y Hugo Tallarico. En la primera jornada, el fiscal Castellano de la Regional Quinta pidió la prisión perpetua del acusado, una multa de 10 mil pesos junto al pago de las costas del proceso.

En sus alegatos de apertura, Castellano describió los detalles de la investigación que llevó al hombre al banquillo de los acusados. Allendes y Noemí se casaron en 1989 y tuvieron cuatros hijos. A principios de 2017, la mujer decidió separarse del imputado, formó una nueva pareja y se mudó a la ciudad de Morteros, provincia de Córdoba. Pasado el mediodía del 17 de abril del año pasado, Noemí fue a visitar a una de sus hijas, de 25 años, y a sus dos nietas a la vivienda que había sido su hogar durante 28 años en la ciudad de Frontera.

Pasaron dos horas y alrededor de las 16, Allendes y Noemí estaban sentados a la mesa de la cocina cuando comenzó una discusión. “El acusado se levantó y, ante la mirada de su ex pareja y de su hija, tomó un cuchillo y le asestó una puñalada a la mujer con la intención de provocar su muerte”, dijo el fiscal para agregar que Noemí murió en el lugar producto de una profunda herida en el tórax.

Cuando la Policía llegó a la casa, detuvo al hombre y también le secuestró una escopeta de un caño calibre 16. “Este acto dramático no fue un hecho aislado de violencia, sino que constituyó el desenlace triste y doloroso de un extenso período de agresiones, malos tratos y humillaciones previas que implicaron un desprecio manifiesto a su dignidad de mujer”, describió el fiscal y pidió la prisión perpetua del femicida por el delito de homicidio doblemente agravado por el vínculo existente entre autor y víctima, y por haber sido cometido por un hombre y mediare violencia de género, en concurso real con tenencia indebida de arma de fuego de uso civil.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios