Región

Dudas en Santa Fe

Piden la autopsia de la maratonista muerta tras una carrera

Marlén Gieco apareció con una grave descompensación a varios metros del trazado de la carrera Mosquito Trail Eco Aventura, que se disputó en Monte Vera el pasado 22 de abril. Nadie había notado su ausencia. Estuvo internada y murió el sábado pasado


La Justicia santafesina ordenará realizar la autopsia de Marlén Gieco, la maratonista entrerriana que murió el sábado pasado, luego de 20 días de agonía, tras ser encontrada con una descompensación aguda cuando participaba de una competencia pedestre de aventura en la provincia de Santa Fe. El fallecimiento generó varias dudas, porque la mujer, de 38 años, fue hallada luego de finalizada la competencia y a unos cuantos metros del circuito trazado, en un monte y, se sospecha, con una picadura de serpiente.

El fiscal regional Jorge Nessier admitió que por el momento no hay pruebas que indiquen la participación de terceros, quieren descartarlo. Es que la maratonista apareció en un lugar apartado de la competencia, y llama la atención que nadie, noi los restantes participantes ni los organizadores, notaran su ausencia hasta después de finalizada la carrera. “No se conocen exactamente las circunstancias por las que se alejó del trazado y apareció descompensada. Los médicos tampoco pudieron determinar con certeza las razones de la muerte. Por eso, creemos adecuado avanzar en la investigación”, argumentó el funcionario judicial.

Gieco fue encontrada descompensada tras la carrera Mosquito Trail Eco Aventura 2018 que se disputó en Monte Vera el pasado 22 de abril. Los servicios médicos la llevaron al Hospital Cullen de la ciudad de Santa Fe. Allí permaneció con una aguda descompensación, inconsciente, con respiración asistida y alguna mejoría transitoria. Pero finalmente su estado empeoró, y murió el sábado último a causa de una falla multiorgánica. El director del hospital provincial, Juan Pablo Poletti, explicó que “el desenlace fue una coagulopatía, un cuadro séptico, fiebre alta. Con la falla multiorgánica, los órganos estuvieron siempre comprometidos y nunca pudieron recuperar sus funciones en forma eficiente y completa”.

Poletti deslizó también la probabilidad de que Gieco haya sido picada por una serpiente, porque le detectaron un estigma en un muslo y mostraba síntomas compatibles con un ataque de ofidio. Como no se le pudo hacer un análisis de orina, esa posibilidad no pudo ser constatada ni descartada.

 

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios