Ciudad, Edición Impresa

homicidio culposo agravado

Piden 3 años de prisión efectiva para un ex delantero de Newell’s

La Fiscalía presentó acusación contra Mauro Matos por chocar y matar a motociclista de 24 años en Newbery al 7700.


En menos de un mes el futbolista Mauro Matos pasó de los titulares de las noticias deportivas como el nuevo refuerzo de Newell’s Old Boys a las policiales. El 8 de agosto del año pasado, a 20 días de ser presentado junto con otros tres refuerzos en club del Parque Independencia, Matos atropelló con una camioneta a Federico Iván Burgo, un motociclista de 24 años, en Jorge Newbery al 7700. El delantero iba hacia el oeste y giró en la avenida hacia calle Los Alerces, rumbo a la nueva casa a la que se había mudado después del préstamo firmado con San Lorenzo de Almagro. Según la Fiscalía, frenó en la banquina y la maniobra fue ilegal e imprudente: golpeó a Burgo, que no llevaba casco y murió por lesiones en la cabeza. Matos está imputado por homicidio culposo agravado. El fiscal a cargo de la causa, Walter Jurado, presentó acusación esta semana: tres años de prisión efectiva, esto es, con tiempo de cárcel, una inhabilitación por 10 años para manejar, que haga un curso de educación vial en Rosario y también tareas comunitarias.

A Matos ya le habían quitado el carné de conductor a poco del siniestro. Le prohibieron salir del país. Con sólo 6 partidos jugados en el primer equipo leproso migró a Gimnasia y Esgrima de La Plata durante el último mercado de pases. No dejó goles en Newell’s, algo que hizo hasta el momento en todos de los equipos por donde pasó. El requerimiento se conoció en la misma semana que otro futbolista, Lautaro González Riaño, tras conducir borracho, evadir un control de tránsito, atropellar y matar a un motociclista saliera caminando del Tribunal tras firmar un juicio abreviado como si nada hubiese pasado.

Pedido

De acuerdo con los voceros de la Fiscalía, esta semana se presentó la requisitoria de acusación a Matos por homicidio culposo. El fiscal pide una pena de tres años de cárcel, 10 de no poder sacar el carné, el costo del litigio y varias reglas de conducta: fijar domicilio en la ciudad autónoma de Buenos Aires (cuando el jugador trabaja en La Plata); someterse a controles periódicos de la Justicia santafesina; hacer un curso de educación vial a través del Programa para Infractores Viales a cargo de la Dirección de Control y Asistencia Post Penitenciaria y en conjunto con la Dirección General de Tránsito de la Municipalidad de Rosario. Por último, solicita que haga trabajo no remunerado a favor del Estado o instituciones de bien público fuera de horario laboral.

Desembarco trágico

A poco de haber llegado a Rosario para sumarse al conjunto de Diego Osella, Matos protagonizó el siniestro vial que lo llevó a estar cerca de un juicio oral. Se registró el 8 de agosto de 2016 cerca de las 13.30 en Jorge Newbery al 7700 camino al Aeropuerto Internacional Islas Malvinas, cuando volvía a la nueva casa a bordo de una camioneta Toyota Hilux. Siempre según la Fiscalía, Matos iba hacia el oeste y frenó en la banquina derecha a la altura de calle Los Alerces. No había señal de pare o semáforo. Al doblar a la izquierda chocó con la moto Honda manejaba por Burgo, que venía en dirección contraria y sin acompañantes. El joven murió al instante. La autopsia arrojó que fue por lesiones en la cabeza. No llevaba casco y se desconoce la velocidad a la que iba.

Testigos contaron a la Fiscalía que Matos dobló imprudentemente. “Giró de forma incorrecta sin tener precaución de que podía venir otro vehículo”, indicaron los voceros. Días más tarde el juez Héctor Núñez Cartelle le prohibió a Matos salir del país. También pidió retenerle la licencia de conducir de manera provisoria: tras el siniestro, el jugador se quedó en el lugar pero al ser notificado no estaba en el domicilio que había brindado en el tribunal, con lo cual estuvo 24 horas en rebeldía hasta que se puso a disposición de la Justicia. Ahora resta saber cuando será la audiencia preliminar al juicio oral. Eso si es que antes la defensa de Matos no propone un juicio abreviado a la Fiscalía. No hay querellante en el caso.

Antecedente cercano

Tal como publicó el pasado fin de semana El Ciudadano, Lautaro González Riaño, jugador de 21 años de Colón de Santa Fe, firmó un juicio abreviado y se fue caminando a su casa. Pasada la 1.30 del 21 de agosto del 2016 Riaño evadió un control de tránsito, pasó el semáforo en rojo de la esquina de Ovidio Lagos y Catamarca y chocó a Diego Torres, un joven de 20 años que iba sin casco a bordo de una motocicleta Motomel. Riaño tenía 1,5 de gramo de alcohol por litro de sangre, el triple permitido para manejar. La Fiscalía había adelantado que pediría 9 años de cárcel, a través de la figura de dolo eventual.

La semana pasada, cuando se oficializó el trato en la Justicia, Riaño recuperó la libertad al acordar tres años por homicidio culposo agravado, que cumplirá en libertad, esto es, sin cárcel y bajo reglas de conducta, entre otras medidas.

La decisión de la Justicia levantó críticas del director de Tránsito de Rosario, Gustavo Adda y la titular de la Asociación Compromiso Vial, Mónica Gangemi. “Fallaron los actores judiciales, como el fiscal regional Jorge Baclini, al no escuchar a la fiscal Valeria Piazza Iglesias (en contra del abreviado)”, lamentó en diálogo con El Ciudadano la madre de Úrsula Notz, joven muerta en 2005 en el recordado caso Capozzuca, donde falleció también Nayib Abraham y dejó a Carla Alfaro en coma vigil. “Nos resistimos a lo que tenemos que hacer. Algo no nos está importando y es el otro”, compartió el director de Tránsito sobre el abreviado a Riaño y la actuación del Ministerio Público de la Acusación en el caso.

Camionero muerte y un nene herido

Un camionero falleció en una playa de la empresa agroexportadora Terminal 6 de Puerto San Martín, mientras realizaba trabajos de descarga y fue atropellado por otro camión. Pablo Reguera, secretario general del Sindicato de Aceiteros, habló sobre el fatal accidente en La Ocho y explicó: “Este muchacho estaba tapando el acoplado y tiró de una soga para ajustar la lona. La soga se cortó y se cayó al pavimento con tan mala suerte que un camión que estaba al lado se puso en marcha y lo pasó por arriba”.

Nene atropellado

En tanto, Thiago, el niño de 3 años que el martes por la noche fue chocado por una pick up en Callao al 1300, continuaba internado con pronóstico reservado en el Sanatorio de la Mujer aunque su situación era estable luego de una intervención quirúrgica. Los médicos indicaron que son “optimistas” en la recuperación. El nene permanecía en terapia intensiva infantil y ayer fue operado por las lesiones más graves, en la zona del tórax.

Por otra parte, se conoció que el conductor de la pick up que atropelló a Thiago seguirá bajo investigación en libertad, ya que no tiene antecedentes y los controles de rigor no dieron resultados que lo involucren en una conducción de riesgo.

Comentarios