Edición Impresa, Últimas

Pase a planta: ahora decide la Legislatura

El Ejecutivo le confirmó a UPCN el envío del proyecto de creación de cargos.

La sangre no llegó al río. Antes de que finalizara una asamblea de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN) santafesina, donde se resolvían medidas para reclamar por la creación de 2.000 cargos en el Estado provincial, para los trabajadores que actualmente figuran como contratados, los dirigentes recibieron una copia de un proyecto de ley elevado a la Legislatura de la provincia el 8 de abril, donde el Poder Ejecutivo solicita la creación de los cargos para la totalidad de estos trabajadores.

La situación, que fue recibida con entusiasmo por el secretario general del gremio, Alberto Maguid, mereció una aclaración del ministro de Gobierno de la provincia, Antonio Bonfatti, quien reveló que, junto con el pedido de regularización de los contratados,  también se envió la condición de “poner punto final a la situación de los Consejos de Administración de los hospitales y los Samcos, donde contratan personal y después eso termina con un decreto que firma el gobernador”.

Y agregó: “Queremos que hasta que no salga la ley que deroga la autogestión de hospitales y centros de salud no se contrate a nadie más. Si no, a alguien se le ocurre contratar un gastroenterólogo y el Estado se tiene que hacer cargo. De los 2.000 cargos que reclama UPCN, más de mil son del área salud por este tipo de situaciones”, ejemplificó el ministro.

La Legislatura decide

Mientras tanto, las 1.900 personas que UPCN reunió ayer en el plenario de personal no permanente de la provincia, en el Club Unión, recibieron con entusiasmo la información del Ejecutivo, que respondía a un pedido puntual del gremio, y ahora la palabra la tiene la Legislatura provincial, que deberá reunirse en sesión extraordinaria. “Esperemos que estos señores (los diputados y senadores) abandonen las vacaciones electorales”, dijo Maguid, quien encabezó el acto junto al adjunto, Jorge Molina, con las presencias de los diputados Silvia De Césaris, Adrián Simil y Federico Reutemann.

El reclamo del gremio es por la regularización de los trabajadores que cumplen funciones habituales y permanentes en la administración pública, por un plazo mayor a los doce meses.

Para continuar con los trámites que exige todo proyecto de ley, el mismo deberá ser aprobado por los diputados y senadores provinciales. Recién con la aprobación de ambas Cámaras, se podrá dar por hecho el pase a planta de los trabajadores no permanentes de la provincia, con más de doce meses de antigüedad en su puesto de trabajo.

Comentarios