Gremiales

Pelea salarial

Paro bancario en el Nación y el Bancor de Rosario

La medida de fuerza de este viernes es por 24 horas en las entidades que no cumplieron con el pago de la cláusula gatillo. El Banco de Córdoba tiene una sola filial local (Sarmiento y Santa Fe) pero el estatal nacional posee una decena en la ciudad y la región, que no atenderán al público


La Asociación Bancaria lanzó para este viernes a un paro de 24 horas en todo el país en aquellos bancos públicos que “no actualizaron el salario a partir del 1° de octubre”, como se había acordado en paritarias. “No hay excusas para los bancos que no han actualizado, como se establece coherentemente con el acuerdo paritario de abril, el salario a partir del 1° de octubre”, sostuvo la entidad sindical. En Rosario la medida de fuerza incluirá a todas las sucursales del Banco Nación, al igual que las que están en ciudades de la región como San Lorenzo y Villa Gobernador Gálvez –que dependen de La Bancaria local– y al Bancor, el Banco de Córdoba, que tiene una sola casa a nivle local, ubicada en Sarmiento y Santa Fe.

La Bancaria aclaró en un comunicado que el sindicato “ha dado todos los pasos necesarios”, y que “una amplia mayoría de las entidades y cámaras empresarias está respetando lo acordado”, pero apuntó a “entidades de la cámara Abappra (que reúne a bancos públicos, privados y cooperativos) “que junto al Banco Central, no lo han hecho”.

La Bancaria acusó que “ello supone, de acuerdo con la legislación vigente, la validez de la actualización salarial suscripta para toda la actividad”, y en consecuencia convocó a un paro de 24 horas en todo el país a partir de la cero hora de hoy “en las entidades que se niegan a la correspondiente actualización”.

Además, aclaró que la implementación de la medida de fuerza estará a cargo de cada seccional del gremio.

La puja salarial de los bancarios tuvo dos etapas. En abril de este año, el gremio que conduce Sergio Palazzo había firmado una paritaria del 15%, más un reconocimiento por la pérdida del poder adquisitivo por la inflación de 2017 del 4,2%. Cuando la inflación superó con creces el aumento pautado, en agosto el gremio reclamó activar la cláusula gatillo de revisión salarial y firmó un aumento adicional del 8%, en dos cuotas de 4%, a abonarse con los salarios de ese mes y de septiembre. Con ese incremento adicional, la paritaria del sector trepó al 32% anual. En los bancos que no dieron cumplimiento a ese acuerdo, hoy no se trabajará.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios