Edición Impresa, Espectáculos, Teatro

"Yiya" se presenta el viernes en el Astengo

Osvaldo Bazán: “No cualquier asesino puede ser una estrella mediática”

El periodista y escritor habla de “Yiya, el musical”, protagonizado por Karina K, que lleva su firma, a estrenarse el viernes, a partir de las 20.30, en el Auditorio Fundación Astengo, de Mitre al 700.


El sueño de bajar una escalera con un espaldar de plumas en el momento culminante de la revista porteña se mezcla con el gusto amargo del veneno. La historia de Yiya Murano, la tristemente célebre envenenadora de Monserrat fue, quizás, una mancha más en un momento de la historia argentina que se contaba con sangre. En 1979, en plena dictadura cívico-militar, María de las Mercedes Bernardina Bolla Aponte de Murano, tal su nombre original, agobiada por deudas contraídas con su grupo más cercano de amigas, las envenenó para no pagarles. Fue juzgada y condenada. Y cuando salió de la cárcel, en 1994, por esa extraña seducción que ejercen desde la oscuridad algunos personajes de la historia argentina reciente, se convirtió en una especie de celebridad que, con ironía, recorrió sets de televisión (victimizándose) y hasta fue al programa de Mirtha Legrand y le llevó de regalo una bandeja de masas.

Uno de los momentos del musical, con el impactante trabajo de Karina K.
Uno de los momentos del musical, con el impactante trabajo de Karina K.

Seducido por esta historia atrapante, y luego de verla naturalizar su condición de “asesina negadora” en una recordada entrevista que a mediados de los años 90 le hizo a Yiya la por entonces reina de los talk shows, Lía Salgado, en su programa Sin vueltas, el periodista y escritor rosarino radicado en Buenos Aires Osvaldo Bazán supo que la historia de Yiya tenía los ribetes necesarios como para convertirse en el  musical heredero del exitoso Y un día Nico se fue, debut como autor del género a partir de su novela homónima. Fue allí donde surgió un triunvirato, que integra con Ale Sergi (Miranda) en la creación musical y Ricky Pashkus en la dirección, que pareciera estar destinado a dar un vuelco en la historia de los musicales argentinos.

Yiya, el musical, que cuenta con la apabullante presencia de Karina K en el rol principal, se presentará este viernes, a las 20.30, en el Auditorio Fundación Astengo (Mitre 754), en una única función (al menos por el momento). Además de la otrora protagonista de recordados trabajos como Souvenir o Al final del arco iris, ambos bajo la dirección del talentoso Ricky Pashkus, integran el elenco Fabián Gianola (el amante), Tomás Fonzi (el hijo), Virginia Kaufmann, Tiki Lovera y la santafesina radicada en Buenos Aires Iride Mocker (las amigas), a los que se suma Patricio Contreras (el marido) en su debut en el musical, acompañados por un trío de grandes músicos.

“Por el estreno de Yiya en Buenos Aires, salió una nota que decía que «toda persona a la que le guste el teatro en la Argentina, antes de morir, debe ver a Karina K», y es una buena síntesis del enorme trabajo que hace Karina como Yiya por el que obtuvo las mejores críticas. De hecho, desde el momento en el que empezamos a concebir este musical con Ale Sergi y Ricky Pashkus, dijimos «se hace si Karina es Yiya», porque es muy impresionante lo que ella hace: no es una actriz haciendo de Yiya, sino que es Yiya cantando y bailando”, adelantó entusiasmado Osvaldo Bazán, quien por estos días está de regreso en la ciudad en la que comenzó a trabajar profesionalmente  para conducir desde Radio Nacional Rosario, y para todo el país, su programa 2 X 1, que se emite habitualmente de 23 a 1 por Nacional Buenos Aires.

“Claramente, era una rareza hacer un musical con un caso policial argentino, pero la pregunta también podría ser «por qué no hacerlo». Era muy interesante la historia porque nos habilitaba a transitar el humor negro como por ejemplo pasa en Sweeney Todd. Y el interés vino porque teníamos muchas ganas, con Ale y Ricky, de seguir trabajando juntos, y mi responsabilidad estaba en encontrar una idea. Encerrado en mi casa, parecía que no había ninguna historia que me conmoviera, hasta que veo en internet un video de una entrevista a Yiya que le hizo Lía Salgado y me doy cuenta de que ahí había un personaje que era mucho más que una asesina, porque a lo largo de la historia hubo muchos asesinos, incluso muchos que han matado a varios personajes, pero que hayan matado a sus tres mejores amigas con las que se juntaba a tomar el té, no hay otra”, detalló Bazán, que completó: “Cuando salió de la cárcel luego de 16 años, porque está comprobado que mató a tres personas aunque se supone que mató a once, se convierte en una especie de estrella mediática, con mucho  humor negro, absolutamente cínica, al punto que va al programa de Mirtha Legrand y lleva masas de regalo. Ese cinismo la hizo particular: no cualquier asesino puede ser una estrella mediática”.

Yiya mediática

“La parte mediática me interesaba mucho, porque Yiya se hizo famosa por matar a sus amigas, eso no es algo común. Para escribir el libro charlé con periodistas de policiales que estuvieron cerca de ella y la conocieron mucho. Y me contaron que era una apasionada de la revista porteña, incluso tenía un gran parecido con Juanita Martínez, la que fue mujer de José Marrone, y se paraba en la puerta del teatro a firmar autógrafos como si fuera ella. Por lo tanto, imaginarla en el escenario del teatro El Nacional, templo de la revista de aquellos años al que ella iba, era algo muy fuerte. Y cuando empiezo a escribir los monólogos del comienzo de la obra, Ricky vio al personaje como una capocómica de una revista”.

Finalmente, el periodista y escritor analizó los prejuicios que hay sobre el género y la apertura a un nuevo tiempo en relación con el musical argentino. “En principio, yo también tenía prejuicios acerca del musical, algo que con el tiempo fue cambiando. Lo que he encontrado, porque aquello que me aburría de los musicales me sigue aburriendo, es que hay un montón de otras cosas que son muy interesantes: es un idioma al que se puede llegar y que siempre ofrece una posibilidad más, siempre tiene algo más para dar; hay mucha gente trabajando en el musical en Argentina, y es mucho más difícil que otros géneros porque no hay espacio para la improvisación, es una estética muy rigurosa, de mucho entrenamiento, hay que entrenar una hora antes de la función cuerpo y voz. Estamos con ganas de contar más historias, cosas nuestras que son potencialmente potables para ser adaptadas a este lenguaje”.

De vuelta al pago

Hasta el viernes, Bazán conduce en Radio Nacional Rosario 2 X 1, su programa de Nacional Buenos Aires que se emite de 23 a 1 para todo el país. Se trata de un formato que abreva en la charla distendida con grandes invitados. Entre otros, esta semana serán de la partida Coki Debernardi, Jorge Fardemole, Cielo Razzo y una mesa con periodistas y amigos de la ciudad.

Comentarios