Edición Impresa, Política

Operaron de urgencia a Néstor por grave patología

Se le había paralizado un brazo por la obstrucción de una arteria carótida, que lleva la sangre al cerebro.

2

Sin aviso previo, en la tarde de ayer se informó que el ex presidente y diputado nacional Néstor Kirchner había sufrido un malestar cardíaco iniciado en la noche del sábado –se le “paralizó la mano izquierda”, dijo uno de los médicos que lo atendió– e iba a ser operado de urgencia para solucionar una “patología” en una de las arterias carótidas, que llevan sangre al cerebro. Anoche, los profesionales del Sanatorio De los Arcos dijeron que la intervención quirúrgica había finalizado con “éxito” y que en 48 horas el santacruceño sería derivado a una sala común para su recuperación, con lo que se disipó la alarma inicial sobre su estado de salud.

  El cirujano que operó al ex mandatario, Víctor Caramutti, explicó que Kirchner “tenía una placa complicada” en la carótida que debió ser removida, pero restó dramatismo al hecho al señalar que en pocos días podrá volver a desarrollar “una vida normal”.

  “Fue una operación de la carótida de rutina en el sentido de que se pudo realizar todo lo previsto. Tenía una placa complicada que motivó la necesidad de una intervención quirúrgica”, señaló el médico. Además, confirmó que Kirchner había presentado “trastornos en la movilidad del miembro superior izquierdo” por lo que “rápidamente llegó la atención, el diagnostico y se decidió la intervención”.

  Donato Spaccavento, quien fuera jefe del equipo médico que atendió al santacruceño cuando ejerció la presidencia, coincidió en el relato tras ratificar que el paciente “recuperó completamente la movilidad de su mano izquierda”, el síntoma que detonó el proceso.

  Kirchner comenzó a sentirse mal entre la noche del sábado y la mañana de ayer, por lo que fue llevado de urgencia al Sanatorio De los Arcos, ubicado en el barrio porteño de Palermo, donde alrededor de las 19 comenzó a ser operado. En el centro de salud estuvieron la presidenta Cristina Fernández y el secretario de Medios de la Presidencia, Alfredo Scoccimarro, entre otros funcionarios como los ministros Jorge Taiana, Nilda Garré y Carlos Tomada y el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández.

  En la tarde de ayer la noticia causó conmoción debido a que se trató de una intervención de urgencia. De hecho, rápidamente llegó a las ediciones digitales de los principales medios del mundo.

  Néstor Kirchner había tenido ya recurrentes trastornos de salud durante su paso por la Casa Rosada, pero ninguno de ellos por disfunciones coronarias sino vinculados con inconvenientes gástricos, que incluso lo obligaron a ser hospitalizado en 2004. También fue internado en abril de ese año durante seis días en el Hospital Regional de Río Gallegos, luego de haber sufrido una indisposición mientras descansaba en su residencia de El Calafate.  “Hace instantes finalizó la cirugía efectuada al doctor Néstor Kirchner, la cual resultó exitosa. El paciente permanece en terapia intensiva con control evolutivo”, indicó anoche el parte oficial emitido en el Sanatorio Arcos.

Comentarios