Edición Impresa, Espectáculos

Alternativo

Nuevas mixturas para el jazz de la mano de Especies Negras

La cantante y pianista rosarina Agustina Roldán habla de Especies Negras, la novel agrupación local creada este año, un espacio que comparte con El Bechi en bajo eléctrico, Francisco Martí en percusión y Ro Calvagna en trompeta.


“Especies Negras nació este año con la idea de hacer una mixtura entre lo que son las raíces del jazz y la música latinoamericana. Muchos de nosotros venimos tocando más jazz, nos conocemos de las Jams (espacios de improvisación), del ambiente del jazz en Rosario. Este año surgió la idea de hacer música latinoamericana y mixturarla con el recorrido que tiene cada uno, con su formación”. Así presentó Agustina Roldán, vocalista de esta nueva formación rosarina, a la banda que tendrá su presentación en vivo este viernes, a partir de las 21, en el teatro Empleados de Comercio (Corrientes 450). La velada contará también con la presencia de la agrupación La Porfiada, integrada por Mariana Alarcón (violín y voz), Luis Ciliberti (violín), Pablo Magliocchetti (contrabajo), Irmgard Amy Münchgesang (viola y voz), Andrea Roberts (piano) y Carlo Seminara (percusión).

El nombre de la banda que lidera Roldán tiene estrecha relación con la mixtura sonora que presentan. “Especies es un término que se utiliza mucho en el ámbito del folclore para hablar de los estilos. Nos había gustado y pensamos en mezclar ese término de la música latinoamericana con «negras», porque el objetivo es no perder lo que es la tradición negra y las raíces de esa música”.

“El repertorio cuenta con canciones del Cuchi Leguizamón, uno de los que empezó a hacer esta mixtura entre el jazz y el folclore, un referente muy grande para nosotros. Entre él, el Chango Farías Gómez y Guillermo Klein, de algún modo, nos motivaron a realizar este proyecto”, puntualizó la también pianista.

“Venimos a seguir ese camino”, aseguró Roldán, y continuó: “Creemos que la música es distinta en cada momento, uno toma las canciones y las mixtura con los lenguajes musicales que viene manejando, las relaciones que se gestan entre nosotros. Se va generando entonces una música única de ese momento”.

Juan Quintero, Simón Díaz y Ariel Ramírez figuran también entre los referentes de esta formación que se completa con El Bechi (bajo eléctrico), Francisco Martí (percusión) y Ro Calvagna (trompeta). “También hacemos canciones que ya no se sabe quién es el autor, que se van pasando de boca en boca”, agregó Roldán, al tiempo que aseguró que el aporte de la banda tiene que ver con los arreglos, la mayoría provenientes de su formación de jazz. “Decimos que hacemos un «estándar de acá». Agarramos esos temas y los variamos como si fueran estándares de jazz (temas tradicionales y muy versionados del género)”.

“En Rosario, el jazz, más allá de que su ambiente está creciendo mucho, es una música que siempre se resistió a entrar en el plano de lo comercial. Parte de su esencia es que no sea tan comercial”, opinó la vocalista y lanzó: “El jazz es una forma de vivir, de improvisar todo; de pensar las cosas de otra forma. Si estás muy metido en ese ambiente, cuando vas a otras músicas, trasladás esa lógica particular”.

“Hay cada vez más gente que se acerca al jazz –agregó–, pero lamentablemente los lugares no están creciendo mucho. Por el contrario, estamos teniendo cada vez más problemas con los lugares que se manejan con la autogestión. Pero la música no deja de salir siempre, en una casa, en un bar, siempre está”.

Comentarios