Policiales

La arenga de Bullrich en Rosario

“No puede haber espacios copados por el narcotráfico”

La ministra de Seguridad nacional brindó una conferencia de prensa en el destacamento móvil de la fuerza federal, en el marco de la presentación de la tropa de 200 efectivos que llegó para reforzar la seguridad


Foto: Juan José García.

La ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, brindó una conferencia de prensa este lunes en el destacamento móvil de la fuerza federal, en el marco de la presentación de la tropa de 200 gendarmes que llegó a Rosario para reforzar la seguridad. “Todos tenemos que ser un gran equipo: Nación, Municipio, Provincia y Justicia. No puede haber grietas. Porque si hay rupturas, por ahí nos entran“, arengó la funcionaria.

“No puede haber un milímetro de nuestro Gran Rosario que no esté cubierto“, dijo la funcionaria de Cambiemos. A su lado, estuvieron el ministro de Seguridad de la Provincia, Maximiliano Pullaro, y la intendenta de Rosario, Mónica Fein.

“No puede haber espacios copados por el narcotráfico. Las fuerzas federales, municipales o provinciales deben dominar las calles. No puede haber sicarios matando y moviéndose por la ciudad como si nada. Los sectores dominados por narcos no van a existir más“, continuó la ministra de Seguridad. Y agregó: “Es necesario el acompañamiento de todos para mejorar la situación. Esta es una fuerza estricta, pero a la vez cercana“, añadió. Los efectivos se alojarán en la localidad de Funes y en un club de Rosario.

Bullrich enfatizó: “A la Gendarmería no se le puede pasar saber dónde están los delitos y dónde están los narcotraficantes. Pedimos un esfuerzo adicional en un plan que vamos a llevar adelante en los puertos y en el río“.

“Hay muchos lugares donde se unen la venta de estupefacientes y la violencia. Ahí es donde tenemos que apuntar“, remarcó. Se espera que el próximo viernes arribe a la ciudad otro centenar de gendarmes.

De paseo entre autopartes

Tal como había anunciado, Bullrich dio el presente en el enorme desarmadero de Ayacucho al 4400, allanado por la Federal el miércoles pasado. Allí, según la información oficial, se secuestraron 800 mil autopartes valuados en miles de pesos por presentar irregularidades. Los propietarios, padre e hijo, quedaron detenidos. El caso se descubrió esta semana cuando los uniformados de la fuerza federal recibieron información de que en ese lugar estaban desarmando autos de diferentes gamas sin autorización y que tenían dudosa procedencia.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios