Edición Impresa, El Hincha, Newell's Old Boys

Efectivo Sí

Newell’s no brilla pero volvió a ganar

Con gol Víctor Figueroa, la Lepra metió otro triunfo importante en lo anímico en la previa al Clásico.


Por un lado, una indiscutible productividad. Por el otro, una indisimulable irregularidad. Newell’s es hoy un equipo que suma y que saca adelante partidos sin grandes producciones pero con una alta efectividad. Como la victoria que ayer obtuvo ante Gimnasia La Plata: no le sobró nada, pero nunca estuvo en riesgo el partido. Y metió otro triunfo como local en la previa al Clásico, que a esta altura tiene un alto valor.

Con un equipo diezmado, la Lepra dio un paso adelante respecto al rendimiento ante Temperley (tampoco iba a ser tan difícil jugar un poco mejor) y sostuvo unos buenos 25 minutos iniciales, gracias a la rotación de sus hombres de ataque. Así encontró a Mauro Formica metiéndose entre los centrales, aunque su cabezazo obligó a una gran respuesta de Alexis Martin Arias, y luego dentro del área, pero se demoró en definir. Y enseguida, Héctor Fertoli combinó con Joel Amoroso y disparó desde lejos, pero desviado.

A Newell’s le costó mantener esa leve superioridad. Gimnasia corrigió las marcas y al Rojinegro le faltó algo más de intensidad y cambio de ritmo para hacerse sentir. Un error que se acentuó cuando fue expulsado Manuel Guanini en el arranque del complemento, lo que obligó moralmente a la Lepra a hacer valer la superioridad numérica.

Equivocadamente apeló a una posesión improductiva y casi no generó peligro. La falta de una referencia en el área no le permitió capitalizar mejor los desbordes de Luis Advíncula y Joel Amoroso.

Entonces, Osella movió el banco con la idea de darle al equipo otro empuje: Maxi Rodríguez apareció para hacerse cargo de la pelota y Mauricio Tevez entró para acompañar a Amoroso en ataque. Y se abrió el partido para la Lepra.

En cinco minutos se puso en ventaja cuando Figueroa capitalizó un buen centro de Tevez y pudo aumentar el marcador con un remate de Maxi Rodríguez desde lejos, un desborde de Eugenio Isnaldo que Tevez definió al cuerpo del arquero y una combinación entre Maxi e Isnaldo que el juvenil tiró por arriba.

Newell’s volvió a ganar y ya no parece una casualidad. Es cierto que aún no logra encontrar su mejor versión, esa que apareció en plenitud ante Atlético Tucumán, pero así y todo se las ingenia para seguir sumando y apuntalando su confianza. Hoy la Lepra sabe que puede. Y eso no es poco cuando el Clásico asoma en el horizonte.

Uno x uno leproso

Luciano Pocrnjic (6): respondió en la única que lo exigieron, un cabezazo de Nicolás Mazzolla en el primer tiempo. Siempre seguro en el juego aéreo y atento para salir a cortar lejos de su posición.

Luis Advíncula (5): tuvo mayor participación ofensiva que otras veces y buscó terminar casi siempre con centros, aunque a veces se demoró en la resolución.

Franco Escobar (6): buen partido. Lidió sin problemas con Mazzolla pese a la diferencia de estatura, estuvo siempre concentrado. Sobre el final se soltó y se animó a gambetear.

Néstor Moiraghi (4,5): le costó mucho con la pelota. Sus primeras tres intervenciones terminaron en los pies rivales. En la marca estuvo correcto.

Nehuén Paz (4,5): no sufrió problemas por su sector, pero ofensivamente no pudo aprovechar los espacios que había. Está claro que jugar de lateral lo incomoda demasiado.

Diego Mateo (6): siempre tiene resto para una corrida más o para ir al piso a trabar.

Facundo Quignón (5): le faltó una marcha más para ir a presionar o cambiar de ritmo. No erró muchos pases, pero tampoco arriesgó demasiado.

Héctor Fertoli (5): de mayor a menor. Arrancó muy movedizo y supo mostrarse siempre como una opción de pase. Se fue apagando con el correr de los minutos y cuando eligió la personal.

Mauro Formica (5,5): tuvo muchos espacios para moverse en el arranque del primer tiempo. Después lo controlaron mejor. Dispuso de dos chances claras, una de cabeza y otra en la que se demoró a definir dentro del área.

Víctor Figueroa (6,5): gran mérito en el gol porque intuyó dónde iba a caer el centro y se anticipó a todos en el área chica.

Joel Amoroso (5,5): Corrió mucho, pero no estuvo cómodo en la posición de centrodelantero donde lo tuvo que sacrificar Osella.

Maxi Rodríguez (5): le dio a la Lepra el empuje que estaba necesitando. Estuvo cerca de convertir con un remate desde lejos.

Mauricio Tevez (-): ingresó para acompañar a Amoroso en ofensiva y darle profundidad al equipo. Metió un centro preciso que Figueroa capitalizó en gol.

Eugenio Isnaldo (-): entró después del gol de Figueroa y tuvo muchos espacios para explotar su velocidad.

El DT bajo la lupa: Diego Osella. El equipo sigue con su racha productiva pese a que mantiene un andar irregular. La rotación ofensiva le dio buenos réditos en el arranque del partido, pero en muchos momentos le faltó una referencia dentro del área. Iba a sacar a Víctor Figueroa pero le dio una chance más y le dio la victoria.

El pito: Jorge Baliño (5). Dirigió todo el primer tiempo desde bastante lejos y por eso cometió algunos errores, como una clara falta a Joel Amoroso cuando se iba solo que no advirtió por estar mal ubicado en la cancha. Acertó con la roja a Manuel Guanini por una durísima entrada sobre Mauro Formica en el arranque del complemento.

Lo bueno

Juan José García
Juan José García

El equipo sigue siendo práctico, se mantiene invicto y está en una posición expectante. Ganó los tres partidos como local. Mejoró respecto a Temperley y tuvo unos 25 minutos iniciales buenos. Desde lo individual, Franco Escobar cumplió con creces después de mucho tiempo sin jugar, Diego Mateo hizo un buen partido al igual que Mauro Formica, Joel Amoroso tuvo mucha movilidad y Víctor Figueroa (foto) volvió a la titularidad marcando el gol del triunfo.

Lo malo

Juan José García
Juan José García

Newell’s no logró sostener un buen inicio de partido. Sintió el peso de quedarse con uno más en el arranque del complemento y le costó hacer valer la superioridad numérica hasta el gol de Figueroa. Osella todavía no encuentra al lateral izquierdo: ayer jugó Nehuén Paz y le costó horrores, aunque tiene el atenuante de ser un marcador central. Facundo Quignón (foto) nunca entró en partido. Al equipo le faltó aceleración, intensidad y cambio de ritmo en los metros finales.

Osella: “El ánimo está alto”

Conforme y optimista. Tras una semana donde una arritmia lo obligó a internarse, Diego Osella celebró la victoria que mantuvo a la Lepra como escolta y se mostró confiado de cara al choque ante Central.

“No hicimos nada extraordinario y nos costó mucho encontrar el camino, pero fuimos superiores y justificamos un triunfo importante”, aseguró sobre la victoria ante el Lobo.

Obviamente Osella reconoció que el equipo muestra una mejor versión en el Coloso que fuera de casa y dijo: “Debemos cambiar eso, uno siempre tiene que seguir mejorando porque nunca se encuentra un ideal. Muchas veces nos hemos llevado más de lo que merecíamos desde el juego, pero sumar para nosotros es muy importante”.

A una semana del Clásico, es imposible evitar pensar en ese partido, que para Newell’s es una gran deuda pendiente. “Llegamos muy bien. Nuestro estado de ánimo es alto. Sabemos cuándo jugamos mal y en qué zona de la cancha estamos más endebles. El partido del próximo domingo es un encuentro aparte. No importa como llegue cada equipo. Son 90 minutos de furia y nos prepararemos de la mejor manera para ganarlo”, confió. Y concluyó: “La gente los clásicos los quiere ganar igual que nosotros, vamos a preparar la mejor semana para poder darle una alegría a ellos”.

“Me preocupa lo de Scocco”

“Me preocupa lo de Scocco, porque es un jugador muy importante para el equipo. Mañana (por hoy) le harán un nuevo estudio para saber dónde estamos parados. Espero poder contar con él para el Clásico”. Con estas palabras Diego Osella fue muy claro, necesita de Nacho, pero ve complicada su presencia ante Central.

Scocco se lesionó en el cotejo ante Temperley y la semana pasada se determinó que padece una ciatalgia con discopatía L5-S1, una lesión que no tiene un plazo real de recuperación.

Por eso su presencia ante Central está en duda y hoy se le hará un nuevo estudio que le permitirá al cuerpo técnico tener mayor certeza sobre su posibilidad de recuperación durante la semana. Para peor, Mauro Matos, quien podría ser el nueve ante la ausencia de Nacho, aún no se recupera de una tendinitis y también está en duda para el domingo.

Comentarios