Edición Impresa, El Hincha, Rosario Central

¿se despide de central?

Musto, con boleto de salida


Damián Musto estaría jugando sus últimos partidos en Rosario Central. El volante ya dejó flotando esa sensación días atrás, cuando habló en conferencia de prensa. Y los dirigentes auriazules saben que será muy difícil que no lleguen ofertas por el jugador. Especialmente después de las propuestas que arribaron por el casildense en los últimos dos libros de pases, tanto de Betis y Alavés de España como de Gremio de Porto Alegre, de Brasil.

A esto hay que agregarle que existe un compromiso de parte de los mandatarios de la entidad de Arroyito para con Musto. ¿En qué consiste ese pacto entre las partes? En no poner trabas ni objeciones en caso de que surjan interesados en llevarse al ex Olimpo de Bahía Blanca. Aunque. Lógicamente, la salida del jugador sólo se dará si se cumple con el pago de la cláusula de rescisión de su contrato: un millón y medio de dólares limpios para las arcas Canallas.

De cara al mercado que viene, existe la presunción de que podrían aparecer nuevos ofertantes a los que ya elevaron propuestas y sondeos por Musto en el último tiempo. En este sentido, y según pudo averiguar este diario, hubo contacto entre dirigentes de Central y Eduardo Coudet, que desde julio dirigirá Tijuana de México. Al tanto de la alta chance de que Musto emigre, el Chacho les solicitó a los directivos auriazules que, en caso de que en el próximo mercado llegue una nueva oferta por el volante, le permitan igualarla con el club mexicano.

Es que Coudet habló en su momento con Musto, y le dijo que lo tendría en cuenta a la hora de asumir un nuevo desafío futbolístico. Y el DT pretende cumplir con lo prometido al volante. Pero les planteó a los dirigentes auriazules que sólo lo haría en caso de que aparezca algún club dispuesto a poner sobre la mesa el millón y medio de dólares, neto, que figura en la cláusula de salida del contrato del mediocampista Canalla.

Los directivos centralistas están decididos a realizar un esfuerzo para tratar de convencer a Musto de que siga en Arroyito. Pero son conscientes de que la tarea no será sencilla. Es más, asoma casi como un imposible. Sucede que el propio jugador considera que ha cumplido un ciclo en Central, donde ya lleva jugando tres temporadas.

Además, a los 29 años, el casildense busca nuevos desafíos deportivos. Y también pretende jugar en el exterior, algo que sólo consiguió entre 2010 y 2011 en el ascenso italiano, en Spezia, donde disputó 14 encuentros.

Lo concreto es que el Mundo Central ya empieza a lamentar la casi segura salida de Musto, que llegó al Canalla proveniente de Olimpo de Bahía Blanca a mediados de 2014, cuando el entrenador era Miguel Ángel Russo.

Ganar en el Monumental, el karma Canalla

No hay dudas, para Central es todo un karma poder vencer a River en el Monumental. Y las estadísticas avalan y respaldan el concepto. Es que lo lograron muy pocas veces en la historia. Y esta situación se agudizó en los últimos años. Tanto es así que la última victoria de Central en Núñez se remonta al 31 de agosto de 1997, cuando el Canalla se impuso por 3 a 1.

Pero las dificultades de Central para ganar en cancha de River no sólo pertenecen a los últimos años. En el profesionalismo, los auriazules lograron su primer triunfo en tierra millonaria en el Metropolitano de 1970, cuando ganaron por 2 a 0 con goles de Hugo Zavagno y Roberto Gramajo, bajo la dirección técnica de un ídolo de River, Enrique Omar Sívori.

Desde 1939 hasta ese día de 1970, Central había visitado a River en 31 ocasiones. En ese lapso, se registraron 7 empates y 24 triunfos millonarios. En total Central y River jugaron 76 partidos en Buenos Aires (75 por torneos de AFA y uno en la Copa Libertadores de 1981) con 51 triunfos para River, 18 empates y sólo 7 éxitos para los de Arroyito. En esos enfrentamientos, River hizo 161 goles y Central apenas 62.

Desde el último triunfo en 1997, con Miguel Ángel Russo como entrenador y el Polillita Da Silva como figura del equipo, el Canalla visitó a River en 15 ocasiones por la primera división, y sólo rescató 4 empates. Además, en esos cruces, los auriazules apenas anotaron 10 goles, y recibieron 35. Y tampoco pudo ganar Central cuando se enfrentaron en Primera B Nacional, en 2012, cuando empataron 1 a 1.

A esta racha negativa, y siempre hablando del torneo de primera división, hay que agregarle otra: el auriazul lleva 6 cotejos sin derrotar a River, con 3 empates y 3 caídas. El último éxito Canalla ante el Millonario fue en la tercera fecha del Apertura 2009, cuando lo venció por 2 a 1 en Arroyito, con goles de Guillermo Burdisso y Gonzalo Castillejos.

Las 7 victorias en Núñez

Los auriazules ganaron sólo en 7 ocasiones en cancha de River. La primera fue en el Metro de 1970 (2-0), con Sívori como técnico; y la segunda, en el Metropolitano siguiente, 1971, pero con Ángel Labruna como entrenador (1 a 0).

Las tres victorias siguientes del historial corresponden a equipos dirigidos por Don Ángel Zof: Metropolitano de 1982 (2 a 1); Torneo 1986/87 (2 a 1); y Torneo 1987/88 (3 a 0).

Los últimas dos éxitos auriazules en suelo Millonario se dieron en el Apertura 1992, con Carlos Aimar como entrenador (1 a 0); y en el Apertura 1997, con Miguel Ángel Russo en el banco (3 a 1).

Pruebas en la defensa

La atención futbolística del Canalla sigue centrada en dos puntos. Por un lado, la recuperación física de Musto, que está en duda para jugar el domingo ante River. Por el otro, en saber cómo armará Paolo Montero la defensa para visitar al Millonario. En este sentido, ayer hubo ensayo matinal. Y allí, Montero dirigió una práctica de fútbol en la que participaron los que no jugaron el fin de semana. En la última línea, estuvo Leguizamón, quien ya cumplió la fecha de suspensión. Alfani hizo dupla en la zaga con Leguizamón. Mientras que los laterales fueron: Gissi a la derecha, y  Villagra, quien superó la lumbalgia que padecía, sobre la izquierda. Tanto Villagra, como Gissi, además de Burgos, son las opciones.

Paridad en la Copa

En las últimas tres temporadas, Central se cruzó con River por Copa Argentina. Allí, a diferencia de lo que marca el historial de Primera, hubo paridad, ya que se registraron los tres resultados posibles. Fue empate sin goles en octubre de 2014, por cuartos de final en San Juan. Y avanzó Central a semifinales tras quedarse con la definición con remates desde el punto penal (5 a 4). Fue triunfo de los rosarinos en 2015, tras imponerse otra vez en cuartos de final y en San Juan. Aunque en esta ocasión, el Canalla lo logró en los 90 minutos, al vencer por 2 a 0 (goles de Ruben y Aguirre). Y fue victoria de River en 2016, tras quedarse con la final de la competencia, por 4 a 3 (tantos de Ruben x 2 y Musto).

Comentarios