Región

Aislados

Municipios de la región bloquearon sus accesos para resguardarse del coronavirus

Las localidades de Roldán, Zavalla, Funes y San Lorenzo decidieron restringir sus accesos para impedir que ingresen habitantes de otras ciudades. Desde montículos de tierra hasta medias sombras formaron parte del paisaje en el límite de jurisdicciones cercanas a Rosario


Foto Twitter

Municipios y comunas de la región comenzaron a endurecer sus medidas preventivas para que el coronavirus, que avanza en todo el país, no se cuele en el pago chico. Al aislamiento obligatorio que dispuso el gobierno nacional, autoridades de localidades cercanas a Rosario decidieron agregar el cierre de la totalidad de sus ingresos y hacer un control estricto sobre aquellos que retornen a sus domicilios.

Montículos de tierra, estructuras de hormigón y hasta medias sombras formaron parte de una postal que se repitió en jurisdicciones que limitan con Rosario. Algunas por el temor a que la cantidad de contagiados se expanda en sus territorios y otras para prevenir la llegada de personas ajenas al lugar y que puedan propagar el virus sin saberlo.

Este fenómeno comenzó a verse el fin de semana en la costa argentina ante el arribo de personas que burlaron la cuarentena y pretendían instalarse a orillas del Atlántico. Cientos de vecinos comenzaron a advertir esta situación y comenzaron a organizarse para acercarse a los accesos y disuadir a los que llegaban con fines turísticos.

Así como en Pinamar o Monte Hermoso, los vecinos santafesinos identificaron a turistas como una amenaza a la integridad de sus habitantes, en ciudades y comunas cercanas a Rosario decidieron extremar las restricciones. Roldán, Zavalla, Funes y San Lorenzo fueron algunos de los casos donde ante el temor a una amenaza externa, decidieron clausurar o restringir los ingresos.

Aislados

En Roldán se prendieron las alarmas luego de que el intendente José Pedretti confirmara dos casos en la localidad. Lo informó a través de un video del que también participó la secretaria de Salud municipal Elizabeth Trevissón y que se difundió por los principales medios para concientizar sobre la situación.

“Ahora sí te digo en serio, de verdad”, manifestó Pedretti ante la cámara y casi rogándole a su población para cumpla con la cuarentena obligatoria. “Quedémonos en casa, por favor, por tus hijos, por los míos, por todos”, aseveró.

Luego del pedido, el mandatario decidió este martes cerrar los accesos a Roldán. De esta manera quedará prohibido el ingreso a todo aquel que intente hacerlo y no registre domicilio en esa localidad. Algo similar ocurrirá con el transporte de carga, ya que los conductores que no acrediten residencia allí, tendrán cerrado el acceso.

El intendente de Roldán confirmó dos casos positivos de coronavirus

Otro de los casos donde se extremaron los recaudos ante la situación fue el de la comuna de Zavalla. Se colocaron montículos de tierra y hasta medias sombras para impedir el ingreso a quienes no tienen nada que ver con ese territorio.

Las autoridades decidieron bloquear los accesos desde la ruta 33, extremar la desinfección en comercios y restringir la circulación en determinados horarios. A las 12 del mediodía y a las 19 los bomberos hacen sonar una alarma para indicarle a la gente que no pueden transitar por la vía pública.

Pese a no contar aún con algún caso positivo de coronavirus, el actual jefe comunal Ezequiel Marinelli manifestó: “Zavalla, a diferencia de otros pueblos, tienen muchos accesos, y como esto viene para largo decidimos bloquear calles con colocación de medias sombras y en los casos de los caminos ubicamos montículos de tierra”.

A su vez admitió que aguardan por el fin de la cosecha en la zona para extender el bloqueo de accesos en los caminos rurales de acceso al pueblo.

Foto: Facebook

 

En la localidad de Funes, mientras aguardan por el resultado de un caso sospechoso, las autoridades están trabajando para contener el ingreso por las vías más transitadas. Decidieron cerrar todos los accesos con dos excepciones que permanecerán abiertas.

Una de las entradas que se encuentra cerrada es la colectora de la autopista que comunica con el hotel Howard Johnson. También se bloqueó avenida Arturo Illia a la altura de Newbery; mientras que la calle Pedro Ríos se cortará metros antes de la vía de Newbery.

Los únicos ingresos a la ciudad que permanecerán abiertos serán la ruta 9 y Galindo, aunque con operativos de control las 24 horas del día a cargo de las fuerzas de seguridad, Gendarmería, Control Urbano y la Policía.

Pronostican “parálisis” de comercialización de granos por bloqueos en municipios

Por su parte, San Lorenzo reforzó controles luego de que su intendente Leonardo Raimundo anunciara el cierre de los accesos secundarios a la ciudad. La medida abarcó la obstrucción de seis pasos con la finalidad de desalentar la circulación innecesaria entre personas que no respeten la cuarentena.

De esta manera, se clausuró el paso por San Juan y avenida Alfonsín, bulevar Urquiza y autopista Rosario-Santa Fe, los puentes de calle Díaz Vélez y Homero Manzi, calle Amato Cittadini y José M. Estrada y la intersección de Ayohuma y ruta A012.

 

 

Comentarios