El Hincha

La palabra de Martínez

“Mientras ganemos bienvenido sea”

El futbolista puso como prioridad el resultado por encima de las formas.


Desde hace ya un tiempo Mauricio Martínez se ha convertido en un jugador indispensable para Central. Y más desde el arribo de Leonardo Fernández, quien lo ubicó en la zaga central. Hoy, Caramelo está contando los días que faltan para el partido del lunes, donde de no mediar imponderables volverá al primer equipo.

Martínez hoy se siente zaguero, pero a pesar de esto no dudó en decir de que “estoy a disposición del entrenador para jugar en el puesto que lo necesite”. Y su respuesta llegó al ser consultado sobre si podía volver a jugar en la mitad de la cancha, considerando la ausencia de Maximiliano González. “Dejame tranquilo en la zaga que ahí estoy bien (risas). Como siempre digo, yo estoy a disposición del cuerpo técnico. Después se verá en la semana”, dijo el ex Unión al respecto.

Y al ser consultado sobre en qué posición hoy considera que juega, comentó: “Ahora, si me preguntan, digo que quiero jugar de Central, porque la línea de cuatro ya la conozco bien, me llevo bien con Fer Tobio. Pero yo estoy a disposición del cuerpo técnico”.

—¿Jugar mejor o seguir de la forma que lo vienen haciendo donde consiguen resultados?

—Obviamente al que le pregunten va a decir que hay que jugar bien y ganar. Pero mientras ganemos, bienvenido sea… contra Unión tuvimos muchas bajas importantes, pero el que entra sabe que ingresa de la mejor manera.

—Para jugar el partido pasado el entrenador te había confirmado pero al final no pudiste estar, ¿qué pasó?

—El otro día me sentía bien, pero los estudios dijeron otra cosa. Ahora sí estaré ante Huracán. Antes del estudio había entrenado de buena manera y estaba bien, pero el estudio no me dejó jugar.

—¿Tenés programados nuevos estudios?

—Seguramente antes de la práctica de fútbol vamos a hacer un estudio. Pero no creo que salga nada malo.

“Le pedí disculpas”

Tras la lesión sufrida por Lucas Gamba debido al fuerte impacto recibido en el choque con Óscar Cabezas en el duelo entre Central y Unión, y la confirmación de la fractura de los arcos costales izquierdos 7 y 8 con inflamación circundante, los medios de la capital provincial dieron cuenta de los llamados que recibió el delantero tatengue para pedirle disculpas y el más importante fue el del defensor colombiano.

Uno de los primeros en llamarlo a Gamba fue el involucrado directamente en el golpe que lo sacó de la cancha, el defensor de Rosario Central, el colombiano Óscar Cabezas. “Estoy un poco preocupado por lo que pasó, ya hablé con Gamba y me dijo que estaba todo bien. Eso me deja más tranquilo. Le pedí disculpas, le dije que no fue con intención, sólo quería cortar la jugada. Fui fuerte, pero no fui con intención o mala leche para querer joderlo. Como zaguero siempre tienes que salir fuerte, salí un poco apresurado y lo golpeé. Es la primera vez que me pasa esto”, explicó Cabezas.

Incluso, como no podía ser de otra manera, el que salió a bancar al cuevero cafetero es el propio entrenador de Rosario Central, Leo Fernández: “Cabezas es un jugador muy vehemente, pero es agresividad deportiva, nada más que eso”.

Y también se escuchó la voz de Guberek, representante del propio Oscar Cabezas: “Mi jugador se contactó con Gamba, le pidió disculpas con lo sucedido. Gamba le dijo que son cosas que pasan, que no hubo mala intención. Se tiene que adaptar al fútbol argentino. Si su actitud hubiera sido demasiado pasiva, también lo iban a criticar”.

Si te gustó esta nota, compartila