Mundo, Política

Tiene mandato hasta fines de 2018

Michel Temer asumió como presidente de Brasil

Tras la destitución de Dilma Rousseff, el vicepresidente firmó los documentos de recepción en el Palacio del Planalto y se trasladó al Congreso Nacional para dar su primer discurso como mandatario definitivo.


El hasta ahora presidente interino de Brasil, Michel Temer, juró esta tarde como jefe del Estado definitivo y completará hasta el 31 de diciembre de 2018 el mandato de Dilma Rousseff, destituida horas antes por el Senado tras un juicio político.

El ahora presidente en ejercicio, Michel Temer, recibió en las primeras horas de la tarde del miércoles la notificación del Senado sobre la destitución de Rousseff y firmó el documento de recepción a las 15:30, en su despacho del Palacio Presidencial.

La notificación fue emitida por el primer secretario de la Cámara de Diputados, Beto Mansur (PRB-SP) y el primer secretario del Senado, Vicentinho Alves (PR-A).

Tras la firma, Temer se trasladó al Congreso Nacional para asumir como presidente definitivo de Brasil.

El ahora presidente definitivo de Brasil insistió en las últimas semanas en que es la Constitución la que le da legitimidad, pero carga en los hombros el peso de no haber sido elegido para este cargo.

De hecho, encuestas han mostrado que este abogado constitucionalista tiene bajísimos niveles de intención de voto si concurriera a unas elecciones. Temer ha asegurado hasta ahora que no se presentará en las elecciones de 2018.

Tampoco escapa a las revelaciones de los masivos escándalos de corrupción. Y si es declarado culpable de violar reglas del financiamiento de campañas, podría verse impedido de presentarse a un cargo electivo durante ocho años.

El presidente también enfrenta una investigación del Tribunal Superior Electoral sobre presunta financiación ilegal durante la campaña que alcanza a la fórmula que integró con Rousseff.

De ser hallados culpables, la victoria de 2014 sería anulada y habría que escoger un nuevo presidente. Si pasara este año, el presidente de la Cámara de Diputados asume el poder y convoca a elecciones. Si ocurre en los últimos dos años de mandato, es el Congreso que deberá escoger al presidente de forma indirecta.

Rousseff: “Es el segundo golpe de Estado que enfrento en mi vida”

Comentarios