El Hincha, Observatorio

Opina Franco Trillini

Menotti, la fuerte apuesta de Chiqui Tapia para blindarse

El mandamás de la Asociación del Fútbol Argentino busca protegerse de sus últimas decisiones, especialmente la ratificación de Lionel Scaloni como director técnico del seleccionado argentino


La aprobación de César Menotti a la designación de Lionel Scaloni como DT de la selección había llamado bastante la atención. El Flaco siempre fue muy crítico con todo lo que tenga que ver con la Albiceleste y su bendición a un técnico de nula experiencia como el oriundo de Pujato resultó realmente sorpresivo.

La cabeza detrás del combinado nacional que se coronó en 1978 es palabra autorizada para hablar de todo lo que tenga que ver con el fútbol. Por eso es mejor tenerlo de aliado habrán pensado Claudio Tapia y sus laderos en la entidad de calle Viamonte, que desde la elección de Jorge Sampaoli le vienen pifiando feo. ¿Qué opinaba el Flaco sobre la AFA y Scaloni?

“No está bueno que el fútbol esté ligado al mundo empresarial. No me gusta jugar en Arabia Saudita porque hay plata”, sentenció Menotti cuando Argentina estaba por viajar a Asia para jugar con Brasil. “Hay que priorizar la cultura del fútbol y no lo económico. Hay que dejar a un lado el poder a la hora de organizar la selección”, argumentó.

También habló del proyecto a “largo plazo” del que tanto alardeó Chiqui Tapia y que aún seguimos esperado: “Es muy difícil hacer un proyecto a 10 años, lo que pase será una consecuencia del orden, pero el debate debería enfocarse en separar el fútbol profesional del amateur. Hay que mantener una idea, un respeto y priorizar el mundo cultural del fútbol por sobre el del negocio”.

Y con Scaloni pasó algo similar. Pasó de la crítica al elogio en poco tiempo: “Me parece correcto que esté él. Ese equipo de entrenadores son chicos que conocen mucho el fútbol argentino”.

Lo cierto es que la elección del Flaco como Director de Selecciones Nacionales se trata más de una astuta maniobra de Tapia que otra cosa. Con el octogenario entrenador al mando, el mandamás de AFA encontró el escudo ideal para protegerse de las últimas tres decisiones que tomó: el nombramiento de Scaloni, la designación de Ayala y sobre todo la llegada del propio Menotti. Ojalá haya un final feliz…

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios