Ciudad, Últimas

Conflicto

McDonald’s y su versión sobre el conflicto que mantiene con el Club Provincial

La empresa asegura que hay una construcción modular instalada en el terreno en cuestión que quieren retirar y no pueden hacerlo porque el club no firma los documentos


Arcos Dorados Argentina es la empresa que administra los locales de comidas rápidas McDonald’s. Y brindo su versión sobre el conflicto judicial que lleva adelante con el Club Atlético Provincial. El club denunció que alquiló un predio ubicado en Jorge Cura y boulevard Oroño a McDonald’s por 20 años. El contrato venció a fin de marzo y la empresa no devolvió la llave del inmueble. Dijo que hace 10 meses que el club reclama la restitución de la propiedad y, a pesar de las numerosas cartas documentos enviadas y reclamos extrajudiciales -que le implicaron a la institución un gasto extraordinario- no logran la entrega de la llave y recuperar la posesión de la propiedad que está abandonada.

Desde Arcos Dorados Argentina, sostienen que durante el período en el que alquilaron el inmueble al Club Atlético Provincial, instalaron en el local construcciones modulares, reservando en el contrato el derecho a retirarlos al concluir la locación. “No obstante, el Club Atlético Provincial, como propietario del inmueble, se niega a firmar la documentación necesaria para que podamos desmontar y retirar del predio las construcciones modulares que nos pertenecen.  A raíz de esta situación, hemos reclamado desde hace meses y por distintos medios la firma de los documentos mencionados y no hemos obtenido una respuesta favorable”, sostienen.  A su vez sostiene que esa situación les impide utilizar la construcción modular para otro local. “Por este motivo, nos vimos obligados a iniciar las acciones legales correspondientes”, agregan.

La abogada de Provincial, Andrea Moller dijo a El Ciudadano que la institución firmó un contrato de locación con la firma internacional Arcos Dorados Argentina S.A., que venció el 31 de marzo del 2020, a días de declarada la cuarentena. Tras el vencimiento la empresa no entregó la propiedad y hace 10 meses que luchan por recuperarla. El reclamo derivó en un juicio de desalojo que tramita en el Juzgado de Circuito de la 2° Nominación Rosario, dijo.

A pesar de la lluvia de cartas documentos no lograron la entrega de la llave del predio que actualmente no se explota comercialmente por la firma. En el lugar quedaron muebles y este jueves apareció un camión con personal que no se identificó y empezó a cargar cosas, contó Moller. La letrada dijo que sin ningún tipo de notificación y en forma clandestina sacaron objetos del lugar por lo que debieron llamar a una escribana pública y hacer la denuncia policial.

La abogada contó que llamaron en dos oportunidades a la Policía  y a una escribana pública para dejar asentada la situación. Moller dijo que no hay explicación de por qué no entregan la llave, lo que les impide tener la posesión del inmueble que se encuentra es estado deplorable, donde ingresan vehículos por las noches, personas que no pertenecen al club incluso han encontrado una vaina servida en el lugar.

La letrada destacó que el club es una institución sin fines de lucro que salió de una quiebra y trabaja a pulmón. Esta situación les genera perjuicios de distinta índole: económico, social además provoca inseguridad ya que hay luces rotas, pastos altos y le impide a los socios gozar de la propiedad que pertenece a la institución. Desde el club, reclaman que la firma internacional devuelva la propiedad y deje de generar perjuicios a la institución.

Comentarios