Gremiales, Política

"No es día de festejo sino de lucha"

Masivo acto por el 1º de Mayo en Villa Gobernador Gálvez

La lluvia y el frío no impidieron que cientos de personas se movilizaran este martes para colmar el estadio del club Talleres.


Foto: Gentileza Sofía Ameriso

La lluvia y el frío no impidieron que cientos de personas se movilizaran este martes para colmar el estadio del club Talleres de Villa Gobernador Gálvez. Bajo banderas de distintos colores políticos y diferentes organizaciones gremiales y sociales, la reflexión con la que coincidieron los referentes de las agrupaciones que dialogaron El Ciudadano fue, justamente, “la necesidad de una lucha unificada” en un contexto a nivel nacional que atenta salvajemente contra los derechos de los trabajadores adquiridos desde hace décadas.

En principio, el acto por el Día del Trabajador se iba a hacer frente a Cargill, que entró en conflicto este año tras la decisión de la multinacional de despedir a más de una treintena de empleados de las plantas ubicadas en VGG y Pueblo Alvear. Debido al mal tiempo decidieron llevarlo adelante en el estadio del club Talleres en la vecina localidad.

En un escenario montado en el estadio del club y frente a cientos de personas que acompañaron, se leyó un extenso documento en apoyo a los trabajadores de Cargill pero que también denunciaba las políticas de ajuste llevadas adelante por el gobierno nacional que afectan de manera directa a la clase trabajadora. Además, se pidió por la liberación de Milagros Sala y de todos los presos políticos, entre una extensa lista de requerimientos en el marco de un plan de lucha unificada.

“No sabemos si se va a lograr lo de Cargill. Por el momento hay acampe frente a la planta sin otra medida de fuerza. Es una gran tristeza ver cómo el capital está avanzando sobre las fuerzas de trabajo”, dijo a El Ciudadano Sergio Díaz, secretario de prensa del Sindicatos de Aceiteros de Rosario.

El gremialista también dijo que “hay un adormecimiento por parte de la sociedad que no está enfrentando a las políticas del gobierno nacional que está tratando de quitarle a los trabajadores sus derechos ganados”, haciendo alusión al proyecto que el Ejecutivo nacional propuso y que busca modificar los topes de indeminzación. “Tratando así de sacar aguinaldos y premios, entre otras cosas”, agregó Díaz.

Octavio Crivaro,  referente del Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS), dijo: “Nos oponemos a que el 1º de Mayo sea tomado como día de fiesta. Es un día de lucha y éste más que nunca porque no sólo está la situación de Cargill sino también la de Mefro Wells y Vasalli, entre otras fábricas e industrias que despiden a sus empleados. Hay una preocupación muy importante por los puestos de trabajo en la región y en un marco del plan del gobierno de Mauricio Macri de continuar con los ataques contra los trabajadores”.

El referente del PTS también hizo hincapié sobre el proyecto del Ejecutivo nacional: “Quieren cambiar el cálculo de las indemnizaciones quitando el aguinaldo y otros rubros. En realidad lo que buscan es pasar la reforma laboral en cuotas, lo que no pudieron hacer a través del Congreso”.

Raúl Daz, de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) consideró: “Es un día de lucha, reflexión y movilización, sobre todo teniendo en claro el ataque feroz de las políticas del gobierno hacia los trabajadores. Por eso es un día para estar movilizados y en completa solidaridad con los trabajadores de Cargill, una empresa que en 2017 obtuvo 53 mil millones de pesos de ganancia”

Daz también dijo que los conflictos se extienden a todos los ámbitos y, en ese marco, los trabajadores del Estado se ven severamente afectados con los recortes, el cierre de distintas áreas y en muchos casos que no se les renueven los contratos, entre otros.

“Estamos atravesando una situación muy dura que nos obliga a pensar que se necesita una mayor puesta organizada para enfrentar el feroz ajuste que estamos viviendo a causa de esta política planificada que aplica el gobierno de Macri desde que asumió. Cuando se quiere hacer pagar la crisis en función de costos laborales como son los despidos, eso conlleva a generar una profunda desigualdad en la argentina, más de la existente”, concluyó Daz.

Luego de bajar del escenario en donde participó junto a referentes de otras agrupaciones y sindicatos como oradora, la secretaria general de Coad, Laura Ferrer Varela dijo a El Ciudadano que “este acto es muy importante, la unidad es la única forma en que vamos a poder salir adelante”.

“Hacerlo en Villa Gobernador Gálvez, en donde está la lucha de Cargill, la empresa monopólica que está tratando de apagar a sus trabajadores, es una manera de apoyar a aceiteros que desde hace muchos años vienen padeciendo y luchando. La unidad de todos los trabajadores para enfrentar las políticas que viene llevando este gobierno es la reflexión en este día”, resumió Ferrer Varela.

El estadio de básquet del club Talleres de VGG estuvo colmado de gente que blandeó banderas de todos los colores y agrupaciones políticas, entre ellas el Sindicato de Aceiteros, Pan y Rosas, PTS, ATE, Amsafé Rosario, Coad, Movimiento de Trabajadores Socialistas (MTS), Patria Grande, Corriente Clasista y Combatiba (CCC), Alde y del Centro de Estudiantes de la Facultad de Humanidades y Arte, entre otros.

El apoyo de Coad

“Nos encontramos en la antesala de un nuevo Primero de Mayo. 132 años nos separan de la huelga iniciada el 1 de mayo de 1886 en la ciudad de Chicago con el reclamo de la jornada laboral de 8 horas. En homenaje a los sindicalistas anarquistas que fueron ejecutados por su participación en las jornadas de lucha –conocidos como los Mártires de Chicago- el 1º de mayo se ha instituido como día de los trabajadores en todo el mundo (con la excepción de Estados Unidos y Canadá).

Más de un siglo de luchas, marcado por la conquista de derechos, con sus avances y retrocesos. Nuestro tiempo nos ubica ante una enorme ofensiva del capital y el gobierno nacional que buscan disciplinar a la clase trabajadora con despidos, sueldos que no alcanzan para llegar a fin de mes y con la amenaza a los derechos conquistados. 

Estas situaciones rememoran algunos de las circunstancias más duras y tristes de nuestra historia. Pero, también, en esas mismas condiciones hemos sido capaces de escribir las páginas más célebres de la clase trabajadora. Entre ellas la gesta de la CGT de los Argentinos que condensó en su experiencia la construcción combativa y democrática de los trabajadores. La expresión “Más vale honra sin sindicatos que sindicatos sin honra” hoy sigue siendo un faro para alumbrar las tareas del presente. 

Si ganan los aceiteros ganamos todos

En Cargill se está dando una lucha fundamental para el conjunto de la clase trabajadora. Con los 44 despidos y ahora el lock out patronal, la multinacional –que obtiene ganancias exorbitantes- pretende imponer, por la vía de los hechos, la flexibilización laboral y el techo salarial. Para eso atacan al sindicato que ha puesto sobre la mesa que a la hora de discutir salarios hay que hablar del Salario Mínimo, Vital y Móvil y que rompió todos los techos salariales en los años anteriores.

Los patrones y su gobierno quieren dar una señal dirigida a toda la clase trabajadora. Por eso, más que nunca, la respuesta tiene que ser en unidad ¡Compañeros aceiteros, no están solos!

La lucha es una sola

Las peleas contra los despidos en el Estado y las empresas privadas,  la defensa de los convenios colectivos de trabajo y los reclamos salariales contra el techo del 15% que quiere imponer el Gobierno con el beneplácito de una parte de la dirigencia sindical son una sola. Al menos, así lo han entendido las patronales y Cambiemos.

Es nuestra tarea permanente construir unidad. Vincular y estrechar los lazos de cada una de las luchas que hoy se dan de forma fragmentada. Con democracia sindical y movilización para que los trabajadores seamos protagonistas”, reza el comunicado de Coad y que formó parte del discurso brindado por la referente del sector en el acto de este martes.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios