Edición Impresa, El Hincha

Maneja su destino

Newell´s - Arsenal a las 19.10. El único cambio será el ingreso de Franco Dolci por el suspendido Barrientos. Boghossian tiene 4 amarillas

Va por más. Joaquín Boghossian acumula nueve goles, pero prometió doce.(Foto: Leonardo Vincenti)
Va por más. Joaquín Boghossian acumula nueve goles, pero prometió doce.(Foto: Leonardo Vincenti)

Ganar para seguir en la cima. Newell’s recibe a Arsenal a partir de las 19.10 con una premisa básica: conseguir los tres puntos, recuperar la punta del Apertura, y depender de sí mismo para ser campeón.

Tras una semana tranquila, donde la única duda se resolvió rápidamente ya que Sensini anunció el martes que Franco Dolci sería el reemplazante del suspendido Hugo Barrientos, la Lepra comenzó a transitar horas de ansiedad, especialmente luego de la victoria de Banfield ante Huracán que le sacó momentáneamente el liderazgo.

En estas tres fechas finales, el Rojinegro juega partidos de 180 minutos: los de su propio partido y los del cotejo de Banfield. Más allá de que el punto de ventaja sobre el Taladro con el que inició la jornada le da la tranquilidad de no depender de otros resultados, no hay dudas que el triunfo de los de Falcioni ante el Globo aumenta la obligación.

Como ocurrió en todo el torneo, Sensini mantuvo el esquema y su idea de juego y por eso no quiso mover demasiado las piezas. Ante la ausencia de Barrientos prefirió no experimentar. Ni Vangioni adentro con Juan Quiroga como carrilero, ni Diego Mateo, quien recién esta semana se sumó al grupo tras un mes de inactividad. Apostó por Dolci, quien ya conoce la posición de doble cinco de su paso por Chacarita.

El cordobés es un volante ordenado tácticamente, de buena pegada y muy prolijo en su juego que no sale a la cancha para ser el salvador de nadie, pero no es necesario, ya que en este Newell’s esa responsabilidad ya tiene nombres propios: Boghossian, Peratta, Schiavi o Insaurralde.

La Lepra no deberá desesperarse. Como dicen sus jugadores o el propio Sensini, los partidos duran noventa minutos y el gol vale igual en cualquier momento. Y las estadísticas avalan este mensaje ya que más de la mitad de los tantos que anotó el equipo en este Apertura llegaron en la media hora final, muchos de ellos para definir el partido.

Con un Boghossian “encendido” que deja la sensación de que todo lo que toca lo transforma en gol, el equipo siente la tranquilidad que al menos un tanto va a anotar. Y la realidad es que sólo en la derrota 0-1 ante Argentinos de la lejana 4ª fecha, la Lepra siempre convirtió.

A partir de esta efectividad ofensiva, que además aporta el buen acompañamiento de Jorge Achucarro, que cada día juega mejor, y la presencia inquietante de Mauro Formica, al equipo de Sensini sólo le queda tener paciencia y esperar, respaldado en su habitual solidez defensiva, que cuando abre alguna grieta, encuentra a un Sebastián Peratta por momentos imbatible.

Y por si faltara algún argumento para abrir lo que seguramente será un férrea y cerrada defensa de Arsenal, la pelota parada aparece como el as en la manga que siempre puede resolver un partido enredado.

Paciencia, confianza, autoridad, experiencia, poder ofensivo, son los argumentos que deberá presentar esta tarde Newell’s para seguir dependiendo de sí mismo en este sueño que está muy cerca de concretarse. No puede fallar.

Tranquilidad con Lunati

En este tramo final del torneo los arbitrajes empiezan a estar bajo la lupa ya que un fallo a favor o en contra de un equipo no sólo puede definir un partido, sino lo que es peor, un título. En ese sentido esta tarde la presencia de Pablo Lunati generó tranquilidad en la dirigencia y el cuerpo técnico rojinegro, más allá de la polémica que generaron algunas denuncias que surgieron en estos días en contra este árbitro que lo ubicaron en el “ojo de la tormenta” y hoy sin dudas su labor será muy observada.

Lunati aún no dirigió a La Lepra en este torneo, aunque los números del árbitro con Newell’s son favorables: 19 partidos dirigidos, con 7 triunfos, 8 empates y 4 derrotas. La última vez que Lunati dirigió a la Lepra fue en la derrota ante San Martín de Tucumán por 1-0 (19 de junio de este año), que fue la única derrota de Newell’s en el Coloso bajo su arbitraje.

Comentarios