Policiales

Violencia institucional

Maltratos policiales a un muchacho delante de su familia

Los vecinos y peatones de la cuadra de Italia entre Santa Fe y Córdoba estaban conmocionados por el hecho de violencia que les tocó presenciar este martes, pasadas las 17, cuando un grupo de uniformados redujo y lastimó a un muchacho cuando caminaba junto a su pareja y sus dos pequeños hijos.


Los vecinos y peatones de Italia entre Santa Fe y Córdoba estaban conmocionados por el hecho de violencia.

“Le fueron a pedir el DNI y el muchacho no se los quiso entregar. Lo esposaron, lo tiraron al piso y, como si fuera poco, un policía le puso la rodilla en la espalda. Para esa altura, ya tenía la boca rota y se lo llevaron a la comisaría 2ª”, fue el relato de una joven que fue testigo de la violencia con que se manejaron en pleno centro, en la tarde de este martes, las fuerzas de seguridad.

Algunos de los presentes agregaron que el muchacho caminaba junto con su pareja y sus dos hijitos por Italia entre Santa Fe y Córdoba cuando uniformados le cortaron el paso. “Estaban con sándwichs y una coca. Venían caminando lo más tranquilos. Le pidieron el documento de muy mala manera, lo que generó la contestación del muchacho. Les dijo que no estaba haciendo nada malo. Y, en ese momento, lo tiraron a la vereda, lo esposaron, y ahí se rompió la boca”, explicaron y señalaron que en un segundo se llenó de móviles policiales.

Los policías dijeron que habían recibido una comunicación de una vecina por el que denunciaba que había un muchacho que había cometido un robo. “La mayoría de  los vecinos de la cuadra, quienes se reunieron para pedirles a los policías que no fueran tan agresivos, coincidieron en que no se trataba de ninguno de los jóvenes que los tienen identificados como quienes cometen robos en la zona. El reclamo que le hacíamos era que estaban siendo muy violentos con una persona que estaba caminando con su familia. Que un policía lo tirara al piso, lo esposara y se le pusiera encima de esa manera fue terrible. Todo esto pasó delante de sus hijos y su pareja que estaban muy angustiados”, eran los comentarios que se repetían entre todos los espectadores de ese episodio de violencia.

De acuerdo con lo que dijeron los vecinos, la joven mamá les entregó a los policías el documento del muchacho y al final lo llevaron a la comisaría 2ª para averiguar si tenía antecedentes penales. “Lo que era un paseo para esa familia se transformó en una situación horrible y desagradable”, concluyeron los vecinos.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios