Espectáculos

El viernes en la Sala de las Artes

Madre Cabra presenta “Geometría”

La formación local presenta su nuevo disco. David García, vocalista de la banda, dio detalles acerca del material


Madre Cabra nació en Rosario en 2008. En un primer momento se conoció como Jam Session, pero con el tiempo fue mutando en su forma y adquiriendo un estilo propio dentro del rock. En 2010 editaron A quien corresponda, su primer EP, material que incluyó sus primeras composiciones como banda. Su primer disco larga duración se tituló Ninguno de ustedes es lo que dice ser, material al que ahora sucede Geometría, un CD que tendrá su presentación este fin de semana. David García, el vocalista de la banda, dio algunos detalles del material, su proceso de producción y los conceptos que lo recorren.

—¿Cuál es el concepto que engloba el título del disco?
—Tiene que ver con el lenguaje de programación que estructura. Básicamente, todo lo que existe es Geometría. En su instancia más íntima, tanto la materia como la energía responden a la geometría. Por eso en ciertos círculos se le dice “sagrada”. Todos somos geometría en equilibrio, lo que por ahí no está tan en equilibrio es nuestra sociedad, que es “educada” para diferenciarse por clase social, religión, política o la excusa que sea. La geometría es un denominador común, una forma de expresar que todos estamos interconectados y que éstas aparentes “diferencias” existen en tanto y en cuanto sigamos decidiendo estar divididos y peleados entre nosotros, como especie. Lo cual nos parece una tontería.

—¿A qué hace referencia el arte de tapa y por qué decidieron que sea tan minimalista?
—En el nuevo logo de Madre Cabra aparece el vector equilibrio, la estructura del vacío, figura que describió Fuller hace unas décadas atrás, y a la que actualmente Nassim Haramein le sigue la huella con una serie de sorprendentes descubrimientos científicos que se relacionan con la física cuántica y la geometría. Arriba de la estructura del vacío aparece una frecuencia de ondas que representan la vida, la M de Madre y la silueta minimalista de una Cabra.

—Para componerlo salieron de su rutina y se fueron a trabajar a Puerto Gaboto ¿Dónde se refleja esa decisión en el disco?
—En que somos seis en la banda y nos cuesta mucho coincidir con los tiempos. La decisión fue: “Hagamos coincidir el pedido de vacaciones en nuestros trabajos y dispongamos de ese tiempo para producir temas nuevos”. Y así fue, y nos encantó. Está bueno darse esos tiempos sin estructuras, que sean las 3.10 de la mañana y decir: “Che, tengo una idea, probemos esto”. Y generalmente esas ideas voladoras traen un buen momento creativo que termina cerrando la estructura de un tema o generando un estribillo nuevo, un arreglo de vientos.

—¿Cuál es la diferencia más notoria entre este material y el primero?
—En Geometría hubo mucha energía en la producción sonora. Además, uno va tomando cierta experiencia con el pasar del tiempo, los ensayos y las grabaciones, donde se aprenden ciertos trucos. Pero el marco teórico sigue siendo el mismo: Geometría está alienado conceptualmente con Ninguno de ustedes es lo que dice ser.

—¿Qué prepararon para la presentación en vivo?
—Va a haber una escenografía geométrica, una hermosa lista de temas y algún que otro elemento sorpresa que excede la escena de lo netamente musical y el show en sí. Va a ser más tranquilo que lo que hicimos para la presentación del disco anterior en la que había actores con máscaras y más de uno se llevó un buen susto y no era la idea.

Para agendar

Madre Cabra se presenta el viernes, a partir de las 22, en la Sala de las Artes, de Suipacha y Güemes

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios