Mundo, Últimas

Lula llega a Irán

El presidente de Brasil llegará a Teherán con la intención de persuadir a Mahmud Ahmadinejad, para que acepte que Turquía procese el uranio iraní.

El presidente de Brasil, Luiz Lula da Silva llegará esta noche a Teherán con la intención de persuadir a su par de Irán, Mahmud Ahmadinejad, para que acepte que Turquía procese el uranio iraní, objetivo sobre el que fue escéptica la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, actitud que mereció una réplica del brasileño.

Clinton expresó ayer sus dudas sobre el éxito de la mediación de Lula ante Ahmadinejad. “No sé con base en qué las personas dicen eso”, fue la respuesta del mandatario brasileño cuando la prensa lo consultó hoy al salir de un encuentro con Hamad bin Khalifa Al Thani, el emir de Qatar, desde donde esta tarde partirá hacia Irán.

Ayer Lula dialogó, en Moscú, con el mandatario ruso, Dimitri Medvedev, y aseguró que hay un 99% de posibilidades de que sus gestiones en Teherán logren un resultado positivo.

El presidente ruso fue más cauto y opinó que las chances de que Lula logre resolver el impasse son del 30%.

La atención internacional está centrada en este punto de la gira de Da Silva por la región, razón por la que ayer liberó a su canciller, Celso Amorim, de acompañarlo en Qatar y lo envió a Teherán para preparar el escenario de la difícil negociación.

Amorim conversó hoy durante una hora y media con su par iraní, Manoucher Mottaki, tras lo que en la delegación brasileña hay “expectativa y un optimismo moderado” sobre el resultado de la misión del mandatario brasileño, señalaron fuentes de la diplomacia brasileña.

En previsión de un posible acuerdo para que Turquía reciba uranio no procesado y entregue a cambio uranio enriquecido a Irán, ya se encuentra en Teherán el canciller turco, Ahmet Davutoglu.

Brasil y Turquía, principal aliado de Estados Unidos en la región, son miembros no permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU.

Sin embargo, aún no fue confirmada la presencia en Teherán del primer ministro turco Recep Tayyip Erdogan, y su ausencia puede ser un factor que reste peso a la estrategia de Lula. El portavoz brasileño declaró no tener información sobre el viaje de Erdogan y comentó que “cuanta más gente” apoye las negociaciones, “mejor”.

Lula, por su parte, concedió hoy una entrevista a la cadena de TV Al Yazira en la que pidió a los miembros del Consejo de Seguridad de la ONU que se sienten “cara a cara” con Ahmadinejad.

“Quiero que la gente hable, Obama, Sarkozy, Merkel, Medvedev, Hu Jintao, todos los que son parte del Consejo de Seguridad, que llamen al presidente Ahmadinejad para hablar, creo que es obligatorio sentarse a la mesa de negociación”, dijo.

“Todos los presidentes que son miembros permanentes (del Consejo de Seguridad de ONU) deberían tratar de realizar todas las conversaciones posibles” para buscar una solución a la crisis nuclear, agregó.

Brasilia se opone a las sanciones contra Irán impulsadas por Washington en el Consejo de Seguridad de la ONU, por considerar que éstas no resolverán el litigio, sino que lo agravarán.

“En esta hora no existe un límite de tiempo para las conversaciones”, aseveró.

Washington sostiene que Irán ambiciona fabricar una bomba y merece ser sancionado, pero el mandatario sudamericano opina que esa medida puede dar paso a un aumento de la tensión y se corre el riesgo de crear un escenario similar al que precedió a la guerra norteamericana contra Irak, en 2003.

Brasil “es un país amigo que quiere ayudar a otro amigo a evitar que ocurra algo peor, que puede ocurrir si no hay una decisión de Irán de firmar un acuerdo con la agencia nuclear (Agencia Internacional de Energía Atómica)” declaró en Doha.

Lula se reunirá mañana por la mañana (la tarde de Argentina), con Mahmud Ahmadinejad, tras lo cual será recibido por el ayatolá Alí Jamenei, líder espiritual y jefe del estado islámico, informó hoy una fuente diplomática brasileña desde Teherán.

La agenda del domingo, que aún no fue confirmada oficialmente, contempla un encuentro de Lula con el titular del parlamento Alí Larijani y una cena con Ahmadinejad.

El lunes Lula participará en la apertura de la Cumbre del Grupo de los 15, formado por países del Movimiento de los No Alineados, donde también es esperado el mandatario venezolano Hugo Chávez.

Luego de tomar parte de la conferencia del G15 Lula seguirá viaje, el lunes, hacia Madrid, donde tomará parte de la reunión Unión Europea-América Latina.

El canciller iraní, Mottaki, dijo hoy al abrir la conferencia del grupo de los No Alineados que “en el nuevo milenio los países del G15 deben reforzar sus relaciones para hacer frente a los desafíos de la globalización económica y luchar contra la pobreza, el analfabetismo y los obstáculos al desarrollo”.

Comentarios