Política, Región

Una medida preocupante

Luego del repudio a Fiscalía, liberan a dirigente gremial tras imputarle “turbación de derechos”

El secretario Gremial de Smata Román Moyano había sido detenido este martes en la fábrica de motos Guerrero de San Lorenzo. Ahora quedó formalmente acusado, también, de incumplimiento de mandato judicial. Este viernes habrá movilización contra por la criminalización de la protesta


Luego de la solidaridad de gremios de la región para con el dirigente sindical detenido frente a la fábrica de motos Guerrero de San Lorenzo este martes, y del unánime repudio al accionar de la Fisclía, Román Moyano fue liberado durante la tarde de este miércoles.

El secretario Gremial del Sindicato de Mecánicos y Afines al Transporte (Smata) fue imputado por el fiscal Aquiles Balbis por los delitos de incumplimiento de mandato judicial y turbación de derechos; así lo señalaron desde el Ministerio Público de la Acusación.

Moyano había sido detenido en la puerta de la fábrica bajo la acusación de bloquear junto con los 23 trabajadores despedidos el ingreso a la planta. Permaneció unas horas en la Jefatura de San Lorenzo y luego fue trasladado a la comisaría 4a de Fray Luis Beltrán, confirmaron fuentes sindicales.

Criminalización de la protesta: un dirigente sindical preso y voces de repudio a la Fiscalía

Dirigentes gremiales de distintos espacios manifestaron su preocupación porque temen que sea una forma de actuar del Estado a futuro. La medida había sido concretada por la Policía a instancias del fiscal Balbis luego de que la firma no sólo despidiera operarios durante la pandemia, cuando rige la prohibición de cesantear, sino también incumpliera la conciliación obligatoria dicatada por el Ministerio de Trabajo de la provincia.

En audiencia de este miércoles por la mañana, Moyano junto a su abogado defensor plantearon una medida no privativa de la libertad y el juez Álvaro Campos hizo lugar a dicha propuesta.

El magistrado dispuso que no se prohíba el libre ingreso y egreso de personas y automóviles a la planta de Guerrero Motos y también permitir la libre circulación por el lugar.

En la audiencia por Zoom expuso que así se cumplirá el objetivo de garantizar el libre derecho de protesta, sin excederlo, en relación con las medidas de acción gremiales por el despido de 23 trabajadores, y sin coartar la libre expresión de los manifestantes.

Por otro lado desde el Ministerio de Trabajo de Santa Fe se desmarcaron. “No compartimos la criminalización del conflicto gremial, no es nuestra postura”, detalló la directora regional de la cartera, la histórica sindicalista Rita Colli.

La funcionaria aseguró que desde octubre están mediando y abriendo el diálogo para intentar solucionar el problema pero la empresa judicializó el conflicto y desconoce las medidas dictadas por el Ministerio de Trabajo, entre ellas la conciliación obligatoria.

El secretario general de Smata Marcelo Barros manifestó que apelarán la imputación “porque no corresponde” y subrayó la gravedad de que se proceda de esta forma contra dirigentes gremiales. En sintonía hubo manifestaciones de dirigentes como el metalúrgico Antonio Donello y el municipal Antonio Ratner, y del espacio que ambos comparten con Smata, el Movimiento Obrero Rosarino (MOR), así como de otros nucleamientos: Movimiento Sindical Rosarino, Movimiento Obrero Santafesino, Multisectorial 21F, CTA de los Trabajadores Rosario y Sutracovi.

Diferentes gremios se solidarizaron con la situación del secretario gremial de Smata

Movilización y protesta

Este viernes 29 de enero a las 10 gremios de Rosario y el cordón industrial convocan a un acto en la CGT Rosario (Córdoba entre Balcarce y Moreno) en repudio al accionar de la empresa y en apoyo a la lucha de los trabajadores.

Barros especificó que hablarán voceros de diferentes sindicatos y pedirán la unificación de la CGT local.

Comentarios