Economía

Golpe al bolsillo

Los precios de las naftas volvieron a subir, esta vez un 5%

El litro de súper pasó de 31 a 32,40 pesos en las estaciones YPF de Rosario. Pese a la suba, que en el año ya llega al 30%, fuentes del sector estiman que falta otro 20%. Siguen los problemas de abastecimiento en las estaciones de bandera blanca


Una de las estaciones de YPF de Rosario con los nuevos precios. Foto: Juan José García

Tal como se había adelantado, y un mes después de la última suba, YPF volvió a aumentar alrededor de un 5% el precio de sus naftas en todo el país.

El litro de súper en Rosario pasó este domingo de 31 a 32,40 pesos; mientras que el precio del combustible premium (Infinia) pasó de 35,34 a 37,28 pesos.

En cuanto a los precios de las variedades diésel, el más económico (Diésel 500) pasó de 25,86 pesos a 27,20, mientras que la calidad Infinia pasó de 30,22 a 31,88 pesos.

Foto: Juan José García

El incremento en los precios del combustible le suman más presión a la inflación, que en lo que va del año acumula una suba del 16%, un punto porcentual por arriba de la meta anual que había planteado el gobierno en diciembre.

Aumentos sin fin

YPF ya había efectuado un aumento hace poco más de un mes. Fue el primer día de julio, cuando el precio de los combustibles había aumentado también un 5%. En esa oportunidad, además, la suba llamó la atención, ya que estaba previsto que los incrementos en los surtidores fueran del 3%.

Aunque los combustibles totalizan una suba cercana al 30% en el año, fuentes del sector estimaron la semana pasada que todavía queda un margen de actualización de entre 10% y 20% necesario para normalizar el abastecimiento de naftas y gasoil en el interior, donde se multiplican las quejas por problemas en el abastecimiento, en especial en estaciones de bandera blanca.

“El desabastecimiento no se mejoró. Las estaciones blancas reciben el combustible con diferencias que le dan entre 5 y 6 pesos por encima del resto de las petroleras, por lo que les resulta imposible mantener su negocio”, explicó Gabriel Bornoroni, presidente de la Federación de Expendedores de Combustibles del Centro de la República Argentina (Fecac).

Foto: Juan José García

Los empresarios de los hidrocarburos estiman que para llegar al precio de equilibrio entre el valor internacional del crudo y el actual tipo de cambio en torno a 28 pesos por dólar, falta casi 20% de ajuste en las pizarras al consumidor.

Ante este panorama, las petroleras, los productores locales y extranjeros, las refinadoras, los importadores, los intermediarios y los despachantes limitan las ventas a la espera de un mejor precio en los surtidores. “Va a haber más combustible cuando aumenten 20%”, prometen.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios