El Hincha, Rugby

Balance

Los equipos de Rosario y del Litoral fueron protagonistas de la temporada 2022

Los equipos de la región demostraron nuevamente que tienen nivel de sobra para competir en las grandes ligas del rugby argentino. Gimnasia y Esgrima campeón del TRL, Duendes se quedó con el Torneo del Interior y jugó una gran final del Nacional de Clubes. Además, siempre jugaron de igual a igual


Gimnasia y Esgrima conquistó su tercera estrella en el Torneo del Litoral. El Mensana mostró ser un equipo completo. Crédito: Prensa CAE

Rosario y el Litoral volvieron a demostrar el buen nivel de sus clubes. El 2019 fue un gran año para los equipos afiliados a la Unión de Rugby de Rosario, tanto en el Torneo del Litoral como en las competencias que organiza la Unión Argentina. Post pandemia todo era incertidumbre, ya que en los dos últimos años no fue fácil para ninguna institución. Pero este 2022 fue un verdadero éxito: Gimnasia conquistó en el TRL y Duendes en el Torneo del Interior, además de alcanzar la Final del Nacional de Clubes, instancia en la que cayó ante Hindú, el mejor equipo de los últimos 20 años del rugby argentino.

En 2019, Old Resian se quedó con el cetro del Torneo del Litoral, meses después GER conquistó el Torneo del Interior y sobre fin de temporada, Jockey Club llegó a la final del Nacional de Clubes, cayendo en Don Torcuato ante Hindú.

Sin lugar a dudas, fue un gran año para los equipos rosarinos, trayendo a la ciudad dos títulos y siendo competitivos en el certamen más importante del rugby argentino como lo es el Nacional de Clubes, quizás puertas adentro se crítica el nivel que tienen los equipos afiliados a la URR, se les exige –de buena manera y no por exitismo- que en todas las competencias sean protagonistas, es que a lo largo de la historia el público rosarino se ha acostumbrado a ver buen juego y tener a sus equipos jugando cosas importantes.

Al 2022 le quedan 39 días pero el rugby de XV ya cerró su actividad con la final del Nacional de Clubes, en la que Hindú volvió a refrendar su dominio en el certamen, enfrente estuvo Duendes, que dio pelea y estuvo a la altura de las circunstancias, con un equipo joven que demostró tener hambre de cosas importantes. Con más competencia este grupo del Verdinegro estará para ser protagonista en los torneos en los que participe.

Duendes que había finalizado en cuarto lugar en el Torneo del Litoral, quince días después de tocar fondo en el TRL, le ganó al campeón de Córdoba en la Docta, y desde esa victoria no detuvo su marcha, un empate de local con Santa Fe Rugby, y después triunfos, incluso en Tucumán, territorio hostil para cualquiera. Esa exitosa campaña le valió al club de las Delicias la cuarta estrella en el Torneo del Interior.

Y para sumar en el TDI, los equipos del Litoral fueron actores protagonistas, metiendo cuatro equipos en cuartos de final, una muestra que en esta Región el nivel es muy bueno, siendo competitivo cuando se cruza la frontera al enfrentar a equipos de otras latitudes. Para destacar, siendo un aspecto importante del juego el scrum, en el Litoral se subió un escalón, ya que los equipos no sufrieron sometimiento.

Duendes, tras tocar fondo en el TRL, renació y ganó de punta a punta el Torneo del Interior, por cuarta vez en su historia. Crédito: Prensa UAR

 

En el Torneo del Litoral, GER fue campeón y junto a Estudiantes de Paraná marcaron el camino, a los que se sumaron Santa Fe Rugby, Duendes, Jockey Club y Old Resian, y por momentos Crai, con lo cual el TRL tiene unos siete equipos con buen nivel de rugby, generando que los equipos realicen una mayor y mejor preparación, en el que ninguno puede dormirse en los laureles.

También puede mencionarse y es para sentirse orgullosos, que la Academia Litoral, que depende de la UAR, y que se nutre de jugadores jóvenes de toda la Región, se consagró campeón del Inter Academias.

Los clubes hacen un gran esfuerzo para poder ser competitivos, no fue fácil poder sostener las estructuras luego de la pandemia, muchos jóvenes tuvieron que ocupar lugares a los cuales en otras circunstancias les hubiera tomado más tiempo.

El TRL en 2023 sufrirá otro cambio, la máxima categoría contará con nueve equipos, es muy importante que los dirigentes que toman decisiones para organizar la competencia estén a la altura del nivel que se muestra en el campo de juego, un formato estable, seriedad en la organización, mejorar la situación de los árbitros, un calendario que los equipos tengan en conocimiento con muy buen tiempo de antelación, tienen impacto directo en el éxito del certamen, que no debe reducirse a cortar muchos tickets en las instancias finales.

Para ser serios y creíbles, primero hay que demostrarlo que acciones. Se puede, sólo hace falta ser decididos, inclusivos y que todos acompañen.

Comentarios