Conciertos, Edición Impresa, Espectáculos

Veinte años de militancia musical

Leonel Capitano celebra en concierto una vida junto al tango

Junto a invitados, este sábado desde las 21, en el teatro La Comedia.


“El arte siempre tiene que incomodar”, enunció el bandoneonista, compositor y cantante Leonel Capitano en una entrevista con El Ciudadano en la que se refirió a sus veinte años de carrera que celebrará este sábado, junto a músicos invitados, desde las 21, en el teatro La Comedia (Mitre y Ricardone). En el mismo diálogo, el músico rosarino, uno de los exponentes del tango actual, hizo una apreciación sobre lo que significa el género en el siglo XXI y elaboró un balance sobre las dos décadas de canciones, giras y exploración del mundo a través de la música.

“Con honestidad artística, empiezo por no invitar a todos los que quieran encontrar en mi show una forma de entretenimiento”, determinó Capitano, para quien la música en sentido amplio, y el tango en particular, representan una forma de decir, vivir y sentir.

“La intención siempre fue la de impulsar el tango como una posibilidad de sensibilizar a la sociedad. En mí siempre convivió la militancia cultural y política”, amplió Capitano y con miras al futuro deseó “seguir desde ese lugar asumiendo el tango”.

Junto al notable pianista santafesino Joel Tortul, Capitano viene de hacer un tour por el viejo continente que lo llevó a recorrer 10 países en una gira donde realizó medio centenar de shows entre los que se destacó uno en Praga, otro con la London Arte Chamber Orchestra, y un tercero en el Festival Internacional de jazz de Barcelona en el que participaron grandes nombres de la música.

En Rosario, Capitano compartirá escenario con Tortul con quien viene armando este show hace tiempo. En la velada titulada Capitano dividido 20 sonarán canciones de todo su pasado (y algunos estrenos), y mostrará una diversidad de sets con la base en un quinteto junto a Cecilia Zabala (contrabajo), Alfredo Tosto (percusión), Alicia Petronilli (bandoneón) y Simón Lagier (violín), pero también en otras formaciones a partir del encuentro con el Escolaso Tango Trío.  Como broche de oro, por el escenario pasarán Noelia Moncada y Agustín Guerrero. Y, como anticipó Capitano, grabarán un DVD del concierto.

Desde hace dos décadas, el músico sostiene desde sus composiciones un mensaje poético con el que recorre las más diversas dimensiones del tango. Nacida su vocación en momentos críticos para la cultura popular argentina, con el paso del tiempo resultó uno de los puntales en la escalada ascendente que el tango sostuvo a fuerza de construcción colectiva. “Yo tuve la posibilidad de crear en un género marginal, que no iba de la mano de los intereses del mercado y la industria del entretenimiento. Siempre tuve una enorme libertad de escribir desde el comienzo de mi carrera que hice un tema que tomaba las temáticas de la dictadura militar hasta hoy que mi campo asume un compromiso social y colectivo. Para mí el tango es una enorme posibilidad de libertad”, cerró el músico.

—Este aniversario plantea un análisis introspectivo de lo vivido y lo esperado. ¿Qué balance hacés del recorrido?

—En un primer momento mi compromiso fue con el tango, con la idea de actualizar elementos que hacían ver al género un poco viejo pero reconociendo cuál era la matriz emocional. Después tuve una etapa más introspectiva, mucho más autorreferencial, donde fui más existencial y busqué desnudar al máximo mis conflictos personales; y finalmente mi música fue tomando un perfil más ideológico y cada vez más colectivo donde se me hace imposible pensar en hacer música sin un marco colectivo, junto a una comunidad artística, en este caso la rosarina.

Comentarios