Edición Impresa, Política

Seguridad social

Legislatura: impulsan un tope a las jubilaciones provinciales

La diputada Benas propuso que el monto a pagar por el beneficio tenga un límite equivalente a 10 haberes mínimos.


Con el objetivo de ponerle un tope a las jubilaciones en la provincia, la diputada Verónica Benas (del partido Pares) ingresó un proyecto en la última sesión que propone un límite máximo equivalente a diez veces la jubilación mínima. “Estamos hablando de una jubilación que superaría los 40 mil pesos; no creo que este monto sea insuficiente”, explicó la legisladora que integra el Frente Progresista.

La iniciativa surge luego de la última actualización de sueldos del Poder Judicial, incorporado el último aumento del 15 por ciento autorizado por la Corte Suprema nacional. Así, el sueldo del presidente de la Corte provincial supera los 131 mil pesos y la jubilación máxima que paga la provincia ascendió a 96.726,89 pesos, mientras que la pensión más alta trepó a 72.545,17 pesos.

El proyecto de la diputada Benas apunta a modificar el artículo 11 de la ley 6.915, de jubilaciones provinciales, estableciendo una nueva forma de determinar el haber máximo de la jubilación ordinaria, que será “equivalente a diez haberes brutos mensuales mínimos de ese beneficio previsional”.

La diputada del partido Pares señaló que el proyecto nace “a partir de la preocupación por la situación financiera de la Caja Provincial y de las jubilaciones exorbitantes que se están pagando. El déficit que está apareciendo no tiene que ver con la mala administración sino con el incumplimiento del gobierno nacional, que originó una demanda judicial, a lo que se suman jubilaciones que rondan los 100 mil pesos. Esto es imposible de sostener en una caja con déficit”.

Como antecedente inmediato, la legisladora citó una reunión realizada el 28 de mayo en la comisión asesora de Previsión Social donde se analizó, como una de las posibilidades para morigerar el déficit de la Caja de Jubilaciones, bajar el haber máximo del sistema estableciendo para que sea múltiplo de la jubilación mínima, como propone en su proyecto de ley.

En la actualidad, el haber máximo de la jubilación ordinaria es el 80 por ciento de la remuneración que percibe el presidente de la Corte Suprema de Justicia de la provincia con treinta años de antigüedad, lo que arroja un monto superior a los 96 mil pesos. De aplicarse el criterio impulsado por la diputada Benas, considerando que el haber mínimo bruto mensual de jubilación ordinaria asciende, en la provincia, a 4.375 pesos, la jubilación máxima ordinaria sería de 43.750 pesos.

En los fundamentos de su iniciativa, Benas explica “que el establecimiento de topes legales en los haberes previsionales tiene su razón de ser en el carácter solidario de los sistemas públicos de reparto, en las limitaciones de recursos y en las políticas públicas de distribución”.

“Los topes hacen a la previsibilidad de las erogaciones y constituyen un valor inherente a la eficiencia del sistema previsional, pues ello permite alcanzar una distribución justa y general de los beneficios previsionales, con resultados eficaces”, agregó la legisladora.

Por último, la diputada destacó que la Corte Suprema de la Nación “ha considerado a la fijación de haberes máximos mensuales como una contribución solidaria a la seguridad social por parte de quienes poseen mayor capacidad económica”.

Comentarios