Policiales

Rafaela

Le agregan “alevosía” a imputado por femicidio

Tiene 28 años y es el sobrino de la maestra asesinada en abril de 2016. Este domingo, el fiscal Carlos Vottero le agravó la calificación penal en una audiencia. La víctima Nely Zárate tenía 52 y la encontraron muerta en su cama


Nely Zárate tenía 52 años cuando la encontraron muerta en su cama, boca abajo, en ropa interior.

En agosto pasado, un empleado municipal de Rafaela fue detenido e imputado por el femicidio de su tía Neli Zárate, una reconocida maestra de esa localidad santafesina asesinada a golpes en abril de 2016. Ayer, la Fiscalía le agravó la calificación penal con alevosía.

El imputado, Cristian Ariel P., de 28 años, fue acusado como autor del delito de homicidio calificado agravado por alevosía y por haber sido cometido por un hombre contra una mujer y mediante violencia de género. La atribución delictiva fue realizada por el fiscal Carlos Vottero en una audiencia celebrada en los tribunales de la ciudad de Rafaela ante el juez de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), Osvaldo Carlos.

El funcionario del Ministerio Público de la Acusación (MPA) explicó que “la imputación que hicimos fue una ampliación de otra atribución delictiva que ya se había hecho a la misma persona por el hecho ocurrido el 9 de abril de 2016. Lo que le añadimos es la agravante de la alevosía”.

Según el fiscal Vottero, el femicidio fue cometido entre las 10.40 de la mañana y las tres de la tarde del 9 de abril de 2016 en la casa en la que vivía Neli Zárate en la ciudad de Rafaela.

“La víctima estaba en su domicilio acompañada por el imputado quien en un determinado momento comenzó a golpearla. La hizo caer al piso en un pasillo ubicado entre la habitación principal y el baño de la vivienda, colocándola en una situación de inferioridad y vulnerabilidad. Esto le permitió sujetarla del cuello y golpearla reiteradamente hasta producirle la muerte”, relató Vottero.

“Seguidamente, el acusado trasladó a Neli desde el pasillo hasta su habitación, donde la colocó boca abajo sobre la cama”, agregó.

El fiscal sostuvo que “el imputado ingresó al domicilio de la víctima ocultando su intención de quitarle la vida. Asimismo, obró sin riesgos para su persona, lo que deja de manifiesto que actuó con alevosía”.

Nely Zárate tenía 52 años cuando la encontraron muerta en su cama, boca abajo, vestida solamente con ropa interior y con traumatismos muy severos en la cabeza.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios