El Hincha, Rosario Central

Laso y Central, el final de una relación marcada por los desencuentros con el hincha canalla

Más allá de ser considerado titular por los entrenadores desde que llegó al club, el defensor nunca pudo ganarse a los fanáticos auriazules y sus errores fueron criticados duramente en redes sociales en este tiempo sin hinchas en las canchas


Joaquín Laso dejará de ser jugador de Rosario Central en las próximas horas. Después de casi un año un medio desde su arribo a Arroyito, el defensor de 30 años rescindirá vínculo en forma anticipada y se convertirá luego en refuerzo de Independiente. Así Laso cerrará su relación con el canalla que en el último tiempo estuvo marcada por los desencuentros con el hincha. Duramente cuestionado, en particular en redes sociales, sumado a que en el cierre de la temporada perdió la titularidad, se generó un ámbito incómodo para el marcador central. En ese escenario, Laso vio con buenos ojos esta posibilidad de “cambio de aire”. Y acordó su salida que, después de pulir las últimas cuestiones económicas, se rubricará por estas horas.

La partida de Laso les permitirá a los auriazules continuar con el reordenamiento económico del fútbol profesional. La rescisión anticipada del contrato del defensor disolverá, entre otros compromisos, la obligación del pago de unos 300 mil dólares que estaba pendiente por la compra del pase de Laso (se pagó sólo 100 mil de la cifra pactada). Aunque como contrapartida generará la necesidad, ya señalada a la dirigencia por el técnico Cristian González, de contratar un marcador central como refuerzo en este mercado de pases.

Laso llegó a Central, pedido por Diego Cocca, a mediados de enero 2020. Arribó a Arroyito con el pase en su poder, aunque en conflicto con su anterior club, San Luis Potosí de México. Esa disputa no le impidió firmar un contrato de tres años de duración con los auriazules. Pero si le imposibilitó jugar los primeros tres partidos del año. Hasta que llegó la habilitación, litigio en FIFA con los mexicanos mediante, el defensor no estuvo a disposición para los encuentros ante Huracán en Arroyito, y las visitas frente a Independiente y Banfield.

Laso debutó en Central apenas le concedieron su habilitación internacional, a un mes de su llegada. Eso fue el 15 de febrero de 2020, en el triunfo ante Gimnasia de La Plata en Arroyito por 1 a 0. En ese partido, el defensor tuvo una buena presentación, en un partido muy importante para los auriazules, en el que vencieron a un rival directo en la pelea que por entonces libraban por la permanencia.

Desde su estreno con los auriazules, Laso disputó 32 partidos oficiales. De ellos, cinco fueron en el ciclo Cocca, que en marzo de 2020 se vio interrumpido por la Pandemia y que obligó, por cuestiones sanitarias, a la cancelación de la Copa de la Liga. Los 27 partidos restantes del defensor en Arroyito, corresponden al ciclo Cristian González. Para el Kily, Laso fue titular indiscutido, jugó 27 encuentros de los 32 de la temporada. Pero esa condición se modificó en los últimos tres encuentros, todos por Copa Sudamericana, en los que Central abrochó su clasificación a los octavos de final de esa competencia con Laso entre los suplentes.

Desde aquel auspicioso debut frente al Gimnasia de Diego Maradona, el rendimiento de Laso fue irregular. Ya con Kily González como entrenador, el defensor compartió zaga en varias oportunidades con Jonathan Bottinelli, muy resistido por el hincha canalla. Y esa dupla, que algunas veces fue línea de tres con la inclusión de Diego Novaretti, no mostró el rendimiento esperado. Eso, sumado a algunos errores puntuales cometidos por Laso, lo ubicaron en el centro de las críticas.

Las pobres actuaciones defensivas de Central tuvieron su pico máximo en la durísima derrota sufrida ante Boca Unidos de Corrientes en los 32avos de final de la presente edición de Copa Argentina. En enero de este año, los canallas quedaron eliminados de la competencia tras caer 3 a 0 ante los correntinos, cometiendo alarmantes desaciertos en la última línea.

Ya sin Bottinelli ni Novaretti como compañeros. Laso fue nuevamente ratificado como titular por Kily González de cara a la disputa de la última Copa de la Liga. Pero el defensor volvió a mostrar altibajos. Y cada error cometido por Laso generó encarnizadas críticas de los hinchas canallas en redes sociales, donde se lo trató con dureza.

Uno de los momentos de mayor tensión en la relación hincha canalla/Laso se vivió tras el triunfo de Central frente a Banfield, en la última Copa de la Liga. En ese partido, jugado el pasado 11 de abril en el Gigante, el defensor marcó el tercer tanto de la victoria por 3 a 1 sobre el Taladro. En el festejo de su gol, Laso se tapó los oídos, en gesto desafiante. La reacción fue inmediata: descontento de los hinchas para con el jugador manifestado en redes sociales. Tan fuerte fue el malestar de la gente que Laso ensayó un pedido de disculpas por lo sucedido en su red social Instagram.

En su paso por Central, Laso anotó dos goles, los primeros en la máxima división del fútbol argentino. Las conquistas fueron ante Defensa y Justicia (3 a 0) y frente a Banfield (3 a 1), ambos en Arroyito. Y fue expulsado en dos oportunidades, ante Colón en el Gigante, en la primera y única fecha jugada de la frustrada Copa de la Superliga 2020; y frente a River en cancha de Independiente, por la segunda fecha de la etapa de clasificación de la Copa Diego Maradona.

Más allá de los números y las estadísticas que dejó en el año y medio que jugó en Central, Laso se va de Arroyito por la puerta de atrás. El defensor, de dilatada y reconocida trayectoria en la primera del país en equipos como Argentinos Juniors y Vélez, no pudo hacer pie en el canalla. Y terminó la temporada muy incómodo en el Mundo Central. Tanto, que optó por solicitar a la directiva la salida del club, algo que está a detalles de concretarse y el hincha auriazul ve hoy con buenos ojos.

Comentarios