Espectáculos

Instalación

Las musas excéntricas de Mauro Guzmán

El rosarino de trascendencia nacional, vuelve a su ciudad natal para estrenar "La Guzmania: biopic queer-animista" de una planta hermafrodita, una instalación que incluye videos, fotografías y objetos y que oscila entre el retrato pop y un paisaje barroco litoraleño


El rosarino Mauro Guzmán, un artista de trascendencia nacional, vuelve a su ciudad natal para estrenar el jueves La Guzmania: biopic queer-animista de una planta hermafrodita, una instalación que incluye videos, fotografías y objetos y que oscila entre el retrato pop y un paisaje barroco litoraleño próximo al realismo mágico de antaño. “«Las Guzmanias» mueren después de florecer en verano, pero eso no impide que pueda crecer un nuevo germen desde las puntas que brotan cuando la planta madre perece”, se indica sobre las piezas de este work in progress donde el relato se desarrolla en torno del devenir reproductivo de esta planta.

Es el propio Mauro Guzmán el que se trasviste y se vuelve intérprete de sus obras. Estas plantas son como musas drag excéntricas y surreales que yacen en naturalezas tropicales exóticas. Es un proyecto que trabaja sobre una iconografía quimérica de la exageración desde la dimensión estético-política de la metamorfosis. La Guzmania… nació de una investigación surgida en España, “cuando Guzmán descubrió en un supermercado chino una planta hermafrodita, perteneciente a la familia de las bromeliáceas, originaria de Sudamérica y de las Antillas. Aprovechando su fisonomía y su nombre genérico, otorgado en honor de otro Guzmán (el español Anastasio Guzmán, farmacéutico y coleccionista de objetos de historia natural nacido en el siglo XVIII), el artista concibió una suerte de argumento narrativo, que oficia como punto de partida de una serie de videos, fotografías y objetos”, escribió la curadora, ensayista y crítica de arte Nancy Rojas.

En la instalación, el artista se trasviste y se vuelve intérprete de una serie de personajes genéricamente inclasificables que hacen acciones obscenas e irracionales. Sobre la producción de Guzmán, Rojas describió: “Desde las primeras iniciativas, cristalizadas en el proyecto Linda Bler. Artista poseída(2006), sus piezas han puesto en foco la activación de una estética donde se articulan los universos de la llamada cultura basura y los estudios queer”.

Mauro Guzmán realizó estudios especializados en artes visuales, teatro y artes escénicas. Su producción articula performance, videoarte, fotografía, cine y teatro, abarcando los roles de director, escritor, técnico y performer. Integró exposiciones nacionales e internacionales, ganó numerosos premios, participó de residencias internacionales y llevó adelante propuestas de gestión artística colectiva, curaduría y diseño. Su fotografía La historia de amor más bella, más grande y más heroica de todos los tiempos, que retrata el beso entre Cristo y Superman, pertenece a la colección Castagnino+Macro y se expone actualmente en la muestra Cien años de arte argentino.

Para agendar

La Guzmania… , del artista Mauro Guzmán, quedará inaugurada este jueves, a las 18, en la Escuela Municipal de Artes Plásticas Manuel Musto, de Sánchez de Bustamante 129, con entrada libre y gratuita.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios

Te invitamos a comentar y a debatir. Esta es un área abierta al intercambio de ideas. Nos reservamos el derecho de eliminar un comentario si su contenido es fóbico (basado en conceptos de raza, orientación sexual, nacionalidad, religión, género, etc.), o se entiende como una amenaza o un ataque personal hacia otro comentarista o hacia alguna otra persona vinculada. Cualquier mensaje que consideremos que no contribuye a la discusión abierta, respetuosa o participativa será eliminado.