Mundo, Últimas

Las Coreas intercambian disparos en la frontera marítima

Corea del Norte realizó esta madrugada varias actividades de artillería en aguas de su costa oeste, muy cerca de la zona del Mar Amarillo en disputa con Corea del Sur. Poco después, Seúl respondió con más disparos indirectos.

mapa_coreaEste martes, Pyongyang prohibió la navegación en aguas del mar Amarillo en su costa oeste, lo que hacía temer un inminente lanzamiento de misiles, según medios de surcoreanos.

Respecto de los hechos de esta madrugada, la misma fuente precisó que ambas partes dispararon al aire, por lo que no se rodujeron daños personales ni de bienes, mientras que tampoco se produjo una violación de la frontera marítima por parte de Corea del Norte.

El enfrentamiento se produjo en las proximidades de la misma zona en la que han tenido lugar otros choques navales en el pasado: la llamada Línea Límite Norte (NLL, en sus siglas en inglés), una frontera que fue trazada unilateralmente por las fuerzas de la ONU, lideradas por Estados Unidos, al final de la Guerra de Corea (1950-1953), y que no es reconocida por Pyongyang.

Los disparos de artillería se produjeron al norte de la frontera marítima, aunque la zona de exclusión fijada por Corea del Norte se adentraba en aguas de Corea del Sur reclamadas por Pyongyang.

Corea del Sur ha convocado una reunión urgente de seguridad nacional a la que asistirá el ministro de Defensa, Kim Tae-young, y el de Unificación, Hyun In-taek, entre otros.

Hace poco más de dos meses ocurrió un episodio parecido, cuando navíos de Corea del Norte y Corea del Sur intecmabiaron disparos en un choque que concluyó con un barco norcoreano en llamas, según informó entonces la Junta de Estado Mayor en Seúl.

Los militares afirmaron que una patrullera del país vecino se internó más de un kilómetro en aguas que el Sur asegura forman parte de su territorio, en el mar Amarillo.

El Norte ignoró las advertencias verbales y las señales de aviso y respondió con fuego intencionado, a lo que el Sur contraatacó con su artillería.

Comentarios