Edición Impresa, Política, Últimas

La UIA pide poner freno a los reclamos salariales

Sindicatos quieren actualizar sueldos por inflación y empresarios hablan de una “carrera peligrosa”.

Desde la Unión Industrial Argentina (UIA) salieron ayer a pedirle al gobierno nacional que “ponga freno” a los reclamos salariales de los gremios, y advirtieron que si se generaliza la intención de reabrir la discusión paritaria por el avance de la inflación se desataría una “carrera peligrosa” entre sueldos y precios. “Ojo con la realidad virtual: no se reabren las paritarias, se reabre una paritaria. No hay que generalizar”, retrucó por su parte el diputado nacional y asesor cegetista Héctor Recalde, en referencia a la postura del Sindicato Luz y Fuerza, que anticipó que irá por una recomposición salarial del 35 por ciento. En ese sentido, referentes de la UIA y la CGT mantendrán hoy una reunión clave para evitar que escale la controversia.

Mientras los empresarios quieren aplacar un supuesto “desborde sindical”, algunos gremios aclararon que no se planea generalizar el pedido para renegociar salarios y, al igual que las patronales, advirtieron que la culpable de las tensiones es la inflación. 

El encargado de levantar la bandera de los hombres de negocios fue el titular de la UIA, Héctor Méndez, quien reclamó a la administración nacional de Cristina Fernández que ponga límite a los reclamos salariales. “Del Ministerio de Trabajo lo que hace falta no es diálogo, sino respuestas y soluciones concretas”, dijo el industrial, y agregó que “hace falta que digan hasta acá llegaron, no a una sino a ambas partes”.

La tensión entre los empresarios y los gremios creció debido a que el Sindicato de Luz y Fuerza, liderado por el cegetista Oscar Lescano, anunció que pedirá a las distribuidoras eléctricas Edesur y Edenor que acepten reabrir las paritarias para elevar la suba de 2010 al 35 por ciento. El gremio había acordado una mejora del 22 por ciento en abril pero, contagiado por los mejores aumentos que obtuvieron los trabajadores de la alimentación (35,2), azucareros (42,8), empleados de comercio (29) y panaderos (38), quiere volver a negociar.

Ante el temor de que las demandas para reabrir las negociaciones salariales se generalicen en todos los sectores de la actividad económica, Méndez advirtió sobre “una peligrosa carrera” entre salarios y precios y dejó a la inflación en el centro de la escena. “(El ajuste de precios) es responsabilidad de todos. Varios políticos dicen que son los empresarios y se demoniza. Los empresarios son, sí señor, pero también los sindicatos”, afirmó el dirigente fabril.

Por su parte, el diputado y abogado de la CGT Recalde descartó que vaya a generalizarse la reapertura de paritarias, pero aclaró que en lo que va del año apenas se ha firmado el 2 por ciento de la cantidad de convenios que se sellaron en 2009. “El año pasado se firmaron 1.500 convenios colectivos de trabajo, y en lo que va de éste, apenas el 2 por ciento de esa cantidad”, explicó el laboralista.

En la misma línea que Recalde, la Asociación Bancaria aseguró que no tiene previsto reclamar una reapertura de las paritarias, y consideró que es el gobierno el que debe “crear políticas” para evitar los aumentos de precios.

Los trabajadores de las entidades financieras se diferenciaron así de la postura que hizo pública Lescano. El secretario de prensa de la Bancaria, Eduardo Berrozpe, dijo que “el tema de la suba de precios es responsabilidad de los empresarios, y a esto no se puede responder con nuevas paritarias. Por eso, es el gobierno el que tiene que crear políticas para que se eviten los aumentos de precios”, enfatizó.

En Santa Fe

El secretario general de ATE Santa Fe, Jorge Hoffman, dijo ayer que aún los niveles de inflación son inferiores al aumento salarial del 20 por ciento que los sindicatos estatales de la provincia sellaron a comienzo de año con la administración de Hermes Binner. Y recordó que hay una “cláusula gatillo” que permite reabrir la discusión salarial ante cualquier desfase. “Además, no es que se reabran todas las paritarias. Es una sola, por el momento”, indicó Hoffman en una entrevista.

El titular de ATE Santa Fe cargó contra los “oligopolios formadores de precios que han aumentado antes de sentarse a negociar en paritarias”. Según Hoffman, “estos grupos se quieren quedar con los porcentajes de subas salariales”. Y agregó: “El gobierno nacional debería tener una política firme para poder frenar la suba de precios”.

Tomada y las paritarias

Durante su visita a Rosario, el ministro de Trabajo de la Nación, Carlos Tomada, también se refirió ayer al tema: “Las paritarias se vienen desenvolviendo normalmente. Representan el instituto democrático de las relaciones laborales y permiten que los trabajadores se pongan de acuerdo con los empleadores en materia de salarios y condiciones de empleo. Mientras las negociaciones colectivas se llevan a cabo, nuestro Ministerio, que interviene como mediador, no hará declaraciones sobre las negociaciones”.

Comentarios