Coronavirus, Política

Pandemia

La provincia advierte a municipios y comunas que no les girará dinero si no respetan la cuarentena

El gobierno de Perotti les recordó a los mandatarios locales que sólo la provincia define las excepciones al aislamiento y que si no cumplen no habrá fondos frescos. El presidente comunal de Wheelwright resiste: "En nuestro pueblo están dadas las condiciones" para salidas recreativas


El gobierno provincial dispuso por decreto que no le girará fondos a aquellos municipios y comunas que no cumplan con las medidas de aislamiento. Luego de que desde algunos Ejecutivos locales comenzaran a autorizar salidas recreativas para sus ciudadanos, postal que se pudo apreciar el pasado fin de semana en diferentes parques y plazas de Santa Fe, la administración de Omar Perotti recordó que es la provincia la que decide, de manera vertical, la apertura gradual de la cuarentena y para su firme acatamiento está dispuesto a cerrar los grifos de financiamiento.

De manera que los municipios y comunas que quieran seguir contando con los fondos para atravesar la emergencia deberán garantizar no sólo el cumplimiento del aislamiento sino también de los protocolos para las actividades habilitadas y el control de los precios.

Si bien la mayoría de los mandatarios locales ya dio marcha atrás, otros intentan resistir y mantener las salidas al aire libre para sus ciudadanos teniendo en cuenta que en sus territorios no hubo casos de covid-19. Entre ellos destaca Benjamín Gianetti, el presidente comunal de Wheelwright, quien cuestionó: “¿Cómo vamos a autorizar a un chico en la ciudad de Rosario a ir al supermercado con el padre donde hay un montón de personas y no vamos a poder autorizar acá en el medio del campo a que salgan a caminar en un camino de tierra en total soledad?”.

“Norma razonable”

“Lo que la norma dispone es que una de las pautas que se va a tener en cuenta para girar fondos a municipios y comunas relacionadas con el programa de la emergencia es justamente cumplan con la normativa sanitaria relacionada con la norma de aislamiento; y por otro lado lleven adelante las tareas de fiscalización que tienen a su cargo: control de precios y sobre todo de protocolos sanitarios. Son funciones que específicamente están a cargo de municipios y comunas”, expresó a LT10 el secretario de Trabajo de la provincia Juan Manuel Pusineri.

“De manera tal que en el caso de verificarse la situación de entes territoriales que no cumplan con estas dos condiciones, evidentemente el gobierno provincial no les va a girar los fondos. Se trata de una norma razonable si justamente los fondos se giran para el cumplimiento de la norma. Es una asistencia para que se cumpla la norma y la fiscalización”, agregó el funcionario para dejar en claro que a la provincia no le temblará el pulso para dejar a los municipios y comunas rebeldes sin un peso, en momento en que la pandemia dejó expuestas y agravó las dificultades que vienen atravesando todas las administraciones.

Tras confirmar que la provincia atraviesa la fase 4, muchos municipios y comunas, que no registran casos de coronavirus hace tiempo, habían autorizado las caminatas o salidas recreativas para sus ciudadanos. El buen clima del fin de semana pasado alentó a las personas a salir a las calles y se pudo observar en todo el territorio provincial cómo plazas y parques fueron tomando vida.

A pesar de esto, Pusineri indicó que esa situación no fue el detonante del decreto, que está fechada antes del pasado fin de semana y remarcó el carácter “vertical” de la autoridad provincial para definir las excepciones. “Durante la semana anterior se había planteado el tema de que habían avanzado algunos entes territoriales con algunas cuestiones recreativas, se aclaró específicamente que eso era una facultad de la provincia, que no existía posibilidad de que sean habilitados por parte de los entes territoriales, se les fue notificando a cada uno de ellos de esta situación. Recuerden que estamos en un esquema de autorización vertical, que las autorizaciones las dispone la provincia y durante la semana pasada se habilitaron un conjunto de actividades laborales que representa una circulación muy importante de gente. En lo laboral el 70% aproximadamente de la fuerza de los trabajadores está volviendo a su actividad”, detalló.

“No existe otra forma de garantizar que haya una habilitación controlada en la circulación. Por eso mismo se están tomando los recaudos para que en cada ente territorial las funciones que se tienen asignadas relacionadas con la emergencia se lleven adelante. No tiene que ver con el domingo porque el decreto fue dictado antes, no con posterioridad a lo del domingo pasado. Creo que el decreto es del 13 o 14 de mayo”, sostuvo el secretario de trabajo.

“No queremos volver atrás”

“No queremos desde la provincia tener que volver atrás, esto es cierto y real. Si hay que hacerlo, lo vamos a hacer pero la apuesta es a que cada paso que damos lo podamos sostener. Y estamos en un momento complicado, en Buenos Aires y en las provincias limítrofes la situación está complicada. En Córdoba vimos que se volvió a la fase 3 después de haber avanzado. En realidad estamos tomando esas precauciones habilitando actividades con los controles necesarios”, remarcó Pusineri y concluyó: “Además creo que es justo decirlo, la gran mayoría de los municipios están haciendo un trabajo importantísimo, estamos hablando sobre cuestiones aisladas de que se ha debido notificar lo que tenía que ver con las salidas recreativas. Y en los casos en que vimos que después de 50 días la gente buscó un desahogo y salió a la calle… bueno, se va a tratar de encauzar el tema, de mejorar pero siempre con esta idea de que los pasos que damos los podamos sostener en el tiempo y no tengamos que retroceder en las normas de aislamiento”.

Luego de conocerse que el Ejecutivo no tendría contemplaciones con los municipios y comunas que desafíen su autoridad, y que estaba dispuesto a cortar los fondos a los rebeldes en momentos donde todos los gobiernos locales están al límite, muchos optaron por dar marcha atrás. La lista es larga, pero se puede mencionar que Arnold, Bigand, Fuentes, Pueblo Muñoz, Pujato y Villa Mugueta, entre otros, volvieron sobre sus pasos y ya no permiten las salidas recreativas.

“Fue todo muy confuso”

Aún se mantiene en pie de guerra, al menos verbalmente, Benjamín Gianetti, el presidente comunal de Wheelwright, un pueblo del departamento General López que no tuvo ni un solo caso desde que se desató la pandemia en el territorio santafesino.

El mandatario radical remarcó, en Radio Dos, “la desprolijidad” con la que se manejó el gobierno provincial: “La verdad que nos sorprende, sobre todo la manera de comunicarlo, fue todo muy confuso el proceso de autorización de las salidas, la marcha atrás y este decreto; la mayoría de las comunas y municipios habíamos organizado de manera muy prudente, muy responsable, con lugares apropiados, las salidas recreativas de acuerdo a las consultas que realizamos con los pediatras y los psicólogos de la ciudad y, fundamentalmente, para los chicos que fueron los que mejor cumplieron el aislamiento”.

“El domingo a la noche, por una conferencia de prensa donde no fuimos notificados, nos enteramos de que el secretario de Trabajo Pusineri dice que están prohibidas las salidas recreativas y que habían instruido al fiscal de Estado para que tome las medidas pertinentes para aquellos que no lo cumplan. Automáticamente tuvimos que elaborar un protocolo y presentarlo a la provincia para autorizar esta salida porque si no íbamos a quedar en falta pero todo el proceso fue muy confuso”, expresó Gianetti en declaraciones al medio mencionado.

“Es bastante doloroso después recibir una notificación donde dice que aquellos que no cumplan serán sancionados económicamente, sabiendo que las comunas estamos pasando una situación económica muy crítica, y además porque la política es diálogo, es consenso, las decisiones no se imponen por la fuerza, cuando además la provincia no está ni siquiera controlando los limites interprovinciales, porque acá el control del aislamiento obligatorio depende exclusivamente de la comuna, de su personal, con el apoyo invalorable de bomberos voluntarios y protección civil, y de la comisaría local, que cuenta con tres efectivos que están las 24 horas. Nosotros fuimos uno de los primeros pueblos en la provincia que colocó controles estrictos”, remarcó.

“Yo me ocuparía de blindar la provincia en serio”

“Los profesionales empiezan a notar patologías que son producto del encierro, somos responsables, no vamos a largar a la gente como ganado, hicimos protocolos, yo me preocuparía más por blindar la provincia en serio y no por 20 personas que salen a caminar en un pueblo”, cuestionó Gianetti sobre la efectividad de la administración de Perotti para controlar las fronteras provinciales.

“Entendemos que en nuestro pueblo, en nuestra zona, están dadas las condiciones para poder comenzar a implementar las salidas”, concluyó.

Comentarios