Ciudad, Edición Impresa

industria del ladrillo

La obra pública alienta el empleo


El ministro de Trabajo y Seguridad social, Julio Genesini, dijo que “si bien el empleo registrado en las actividades vinculadas a la construcción en la provincia tuvo tasas negativas en los tres primeros trimestres de 2016, la situación comienza a mejorar hacia el fin de ese año”. Desde la cartera que dirige, informaron que en el primer trimestre de 2017 hay 35.292 puestos de trabajo en blanco en Santa Fe. Es el registro más alto entre 2008 y 2016. La tasa de crecimiento interanual fue de 7,7 por ciento, un total de 2.526 puestos de trabajo más que en el primer trimestre del año anterior. Y afirmaron que se debió a la inversión del gobierno santafesino en obra pública. “El Gran Rosario y el Gran Santa Fe muestran crecimiento en la cantidad de puestos de trabajo en el rubro”, explicaron. Los datos fueron compartidos el viernes durante una reunión de la Comisión Tripartita de la Construcción en la capital santafesina. Participaron representantes de la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (Uocra) y de la Cámara de la Construcción (CAC), entidades que evaluaron la situación laboral del sector de la construcción.

Público y privado

Genesini explicó: “Más allá del trabajo que vienen haciendo los desarrolladores privados el crecimiento se debe al impacto que tiene el programa de infraestructura, vivienda y de la obra pública del gobierno de la provincia. Ha generado un círculo virtuoso que tracciona otras aereas que son tributarias de la construcción”.

Siempre según contaron desde el gobierno, en el Gran Santa Fe se registraron 6.030 puestos de trabajo vinculados a la construcción. El crecimiento interanual fue de 3,5 por ciento, esto es, 204 nuevos puestos de trabajo. En Rosario, creció un 7 por ciento, esto es, 1.480 puestos de trabajo más que en el primer trimestre de 2016.

Tracción

Durante el primer semestre del 2017, la inversión de la provincia en la creación y conservación de bienes de capital ascendió a 7.230 millones de pesos. Funcionarios de los ministerios de Infraestructura y Transporte y de Obras Públicas y de la Secretaría de Estado del Hábitat destacaron que las obras en ejecución son muy variadas: salud, educación, infraestructura vial, drenaje, defensa contra inundaciones, agua potable y seguridad, entre otros.

En el primer semestre del año el presupuesto 2017 destinó 2.107 millones de pesos en obras de transporte; 615 millones de pesos en obras de vivienda y urbanismo; 477 millones de pesos en obras de salud; 340 millones de pesos en obras del sistema penal; 327 millones de pesos en obras de servicios urbanos; 284 millones de pesos en obras de educación; y 283 millones de pesos en agua potable y alcantarillado, entre los gastos más destacables.

Sergio Winkelmann, representante de la Cámara Argentina de la Construcción, destacó: “Vemos que se ha incrementado el índice de la construcción. Nos encontramos con un plan de infraestructura grande. Los datos que se presentaron son acorde a lo que nosotros manejamos”. César Cassina, secretario general de Uocra Santa Fe, valoró: “Vamos mejorando en el diálogo, porque a medida que nos vamos conociendo las reuniones se van haciendo más fluidas”.

Si te gustó esta nota, compartila