Ciudad

Falleció en el Hospital de Niños Norte

La muerte del pequeño Brian: “Queremos justicia”

Iván Maidana, papá del niño que falleció en el Hospital de Niños Zona Norte tras ser derivado desde el Eva Perón, dio detalles de lo que vivieron el lunes. Hoy hubo una manifestación de familiares y allegados en el centro de salud. El Ministerio de Salud provincial y Fiscalía trabajan en el caso


“No queremos que muera otra persona como Brian, los médicos están para salvar vidas. Mi hijo tenía una vida por delante", dijo el padre de Brian.

“Brian era un nene con mucha energía y estaba bien de salud. Sólo tenían que operarlo de un cuadro gastrointestinal. El 23 de julio iba a cumplir dos años. Exigimos justicia. No queremos que a otra persona le pase lo mismo que a mi hijo”, dijo Iván Maidana a El Ciudadano, el papá del chiquito de un año y 11 meses que murió el lunes a la madrugada en el Hospital de Niños Zona y según denunció su familia fue por mala praxis. Este miércoles los padres de Brian, familiares y allegados se convocaron frente al hospital pidiendo Justicia.

Brian Eloy Maidana tenía casi dos años y vivía con sus padres en Granadero Baigorria, en el barrio San Miguel. El domingo pasado por la noche lo llevaron al Hospital Eva Perón de esa localidad porque tenía un dolor de estómago y vómitos. Allí le realizaron placas y tomografías, entre otros estudios. Luego los médicos lo derivaron de urgencia al Hospital de Niños Zona Norte donde ingresó pasada la medianoche por un cuadro intestinal. “Lo trasladamos en ambulancia. El que la manejaba le hacía chistes a Brian y se reía. Entró de buen humor y de pie. El médico del hospital Eva Perón me dijo que no era grave, pero que lo tenían que operar de un cuadro gastrointestinal y que no estaba pasando por un estado crítico”, aseguró el papá del nene.

 

Según contó Maidana, su esposa y mamá de Brian, Romina, le dijo que en el hospital de Niños Zona Norte le colocaron una sonda en la nariz que era ancha y su hijo comenzó a sangrar por la boca y la nariz y se ahogó, y luego le dijeron que se retire de la sala. “Mi mujer le explicó a la médica que lo estaba atendiendo que ya le habían hecho la misma práctica. La sonda era muy gruesa para la contextura física de un nene de casi dos años. Comenzó a sangrar por la nariz y por la boca, convulsionó y murió”, describió el papá de Brian, entre lágrimas.

Desde el Ministerio Público de la Acusación (MPA) informaron que la fiscal de la Unidad de Homicidios Culposos, Valeria Piazza Iglesias, ordenó el secuestro de las historias clínicas y el traslado del cuerpo al Instituto Médico Legal para que se le practique la autopsia. Antes, los implicados deberán definir si quieren presentar peritos de partes. Las fuentes judiciales confirmaron que el niño no tenía signos externos de violencia y que aún la causa de la muerte no está determinada.

“No queremos que muera otra persona como Brian, los médicos están para salvar vidas. Mi hijo tenía una vida por delante. Exigimos justicia y que paguen por lo que hicieron”, concluyó el papá del chiquito.

La voz oficial

Adrián Rascón, subsecretario de Salud de Tercer Nivel del Ministerio de Salud de la provincia de Santa Fe, expresó que “es un momento muy doloroso para la familia”.

“Hay dos etapas de investigación, una es la judicial y la otra es la administrativa. Es decir, de los procesos asistenciales como la documentación y la historia clínica, entre otras cuestiones”, sostuvo Rascón.

Y concluyó: “La documentación está en la Justicia y vamos a sacar la información necesaria y ver cuáles son los pasos a seguir”.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios