Espectáculos, Televisión

Serie oscura y libros infantiles

La editorial de “Elige tu propia aventura” demandó a Netflix por Black Mirror

Chooseco, que posee la franquicia de los famosos cuentos, afirma que la perjudica la mención explícita y la asociación formal de su marca en el último capítulo de la saga de tono pesimista sobre las tecnologías que, precisamente, le permitieron inaugurar los audiovisuales de ficción interactivos


Era posible, y sucedió: la editorial de los libros Elige tu propia aventura denunció este viernes a la plataforma digital Netflix por un presunto delito de infracción de una marca registrada a raíz del capítulo interactivo Bandersnatch de la serie Black Mirror, escrita por Charlie Brooker.

La editorial Chooseco presentó la demanda en un juzgado de Vermont, Estados Unidos. El escrito acusa a Netflix de aprovechar y “beneficiarse” de un esquema similar al de los famosos libros infantiles en los que el lector puede escoger qué rumbo toma la historia.

“Está causando confusión y manchando, denigrando y debilitando la distintiva calidad de la marca «Elige tu propia aventura», señaló la editorial, dueña de la franquicia de la colección de libros y que también comercializa juegos de mesa bajo el mismo concepto. Chooseco exigió una compensación de 25 millones de dólares por los prejuicios que, afirma, sufre a causa de la serie.

La serie aprovecha la tecnología que cuestiona con lucidez

El capítulo Bandersnatch, que se estrenó el pasado 28 de diciembre en Netflix, es la última entrega de Black Mirror, una exitosa serie –o saga de películas– televisiva sobre los peligros de un futuro dominado por la tecnología. El episodio mantiene el tono oscuro y pesimista de los anteriores, pero agrega una innovación posible, precisamente, por las nuevas tecnologías de los equipos y las plataformas que son su nudo argumental: le permite a los espectadores decidir en algunos puntos de su narración audiovisual cómo quieren que continúe la historia, a partir de lo se abre a distintos epílogos.

La demanda sostiene que uno de los protagonistas de la serie se refiere explícitamente a una novela que está leyendo como a un libro de «Elige tu propia aventura». La editorial argumenta, en apoyo de su queja, que los “temas oscuros y violentos” de Bandersnatch no tienen nada que ver con los de sus libros. Y eso esta asociación, concluye, la perjudica.

Chooseco afirma que en 2016 Netflix comenzó a negociar con la editorial la posibilidad de obtener una licencia para poder usar sus libros en contenidos interactivos como películas y dibujos animados. Sin embargo, y siempre según la demandante, las negociaciones no cristalizaron en ningún acuerdo comercial.

Actualmente es la cadena Fox la que cuenta con los derechos para desarrollar una serie interactiva a partir de la serie de libros de Chooseco de la que se han vendido más de 265 millones de copias desde su lanzamiento.

De qué se trata

Bandersnatch cuenta la historia de Stefan, un joven que está tratando de desarrollar un videojuego llamado como el nombre de la película y basado en el libro homónimo escrito en la ficción por Jerome F. Davies. El muchacho pierde el control cuando la fecha límite del juego se acerca. Entonces, siente que alguien o algo están decidiendo por él.

La película de Netflix tiene varios finales según la elección que el espectador haga en algunos momentos de la trama. Todos los epílogos posibles, sin embargo, son particularmente infelices para el protagonista y su juego. Para muchos, este formato de la serie la acerca, precisamente, a su objeto de narración: un videojuego.

 

Comentarios