Espectáculos

Sabina sufrió una afonía en pleno concierto

“Joaquín se ha quedado totalmente mudo”

El cantautor español tuvo que abandonar el escenario en un concierto en Madrid al perder la voz, según explicó al público el guitarrista Pancho Verona


Imagen publicada por Fernando Gonzalez Lucini en Redes sociales

El cantautor español Joaquín Sabina debió abandonar el sábado el escenario en medio de un concierto en Madrid al quedarse “totalmente mudo”, según informó en el momento a la audiencia el guitarrista Pancho Verona, integrante de la banda que lo acompañaba. Después allegados a la producción confirmaron que sólo sufrió una afonía y que está bien.

“Joaquín se ha quedado totalmente mudo y no va a poder seguir el concierto. Lo sentimos de todo corazón”, manifestó Verona, minutos después de que Sabina interrumpiera la interpretación de la canción “Y sin embargo”, al promediar el show, consignó la agencia EFE.

Previamente, el artista que realizaba su quinta presentación en esa ciudad, en el marco de la gira presentación de su último disco Lo niego todo, había advertido que no estaba realizando una buena performance.

“No están viendo ustedes un buen concierto por mi parte hoy”, había reconocido el autor de “Y nos dieron las diez” y “Eclipse de mar”, entre otros clásicos, poco antes de tener que dar por terminado de manera abrupta el show.

Sabina ya había tenido que reprogramar fechas del tour el año pasado por una operación de una hernia ventral y, más recientemente, en abril de este año cuando sufrió una tromboflebitis en su pierna izquierda.

Tras haber suspendido el show parte del público se mostró indignada y lo hizo saber. El escritor Fernando Gonzalez Lucini, quien estuvo presente en el concierto publicó en Facebook un escrito en el que comenta haber disfrutado del concierto y haberse sentido muy indignado por “la mediocridad, la intolerancia y no sé que más de quienes parece que están «indignaos»”, por el parate. “Quizá tengan sus motivos, pero por supuesto ninguno para desahogarse con descalificaciones e insultos. Anoche me encontré con un Joaquín intimista, reflexivo y frágil. Él es consciente de que no está bien, y se le nota, pero no puede contener su pasión por cantar y por subirse a un escenario –y yo lo entiendo–. En un momento del concierto dijo que caminaba con una pierna en la «canción de autor» y con la otra en el rock, y que los ingredientes de sus canciones son. en realidad, LIRISMO, PASIÓN y un poquito de VENENO… De los tres ingredientes disfrutamos anoche, a lo que contribuyó, sin duda, su espléndida banda con Pancho Varona, Antonio García de Diego y una Mara Barros admirable, a la cabeza”.

“Y a los que están cabreaos una receta: ¡Que se olviden de Joaquin, que borren sus canciones, y a otra cosa!… Joaquín es un grande, porque se lo ha ganado a pulso, y nada, ni nadie, podrá empañar joyas como «De purísima y oro», «Noche de bodas», «Por el bulevar de los sueños rotos«, «Yo me bajo en Atocha» o «19 días y 500 noches»… Personalmente me siento orgulloso de ellas… y ¡claro! de Joaquín al que quiero y admiro mucho”, concluyó.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios

Te invitamos a comentar y a debatir. Esta es un área abierta al intercambio de ideas. Nos reservamos el derecho de eliminar un comentario si su contenido es fóbico (basado en conceptos de raza, orientación sexual, nacionalidad, religión, género, etc.), o se entiende como una amenaza o un ataque personal hacia otro comentarista o hacia alguna otra persona vinculada. Cualquier mensaje que consideremos que no contribuye a la discusión abierta, respetuosa o participativa será eliminado.