El Hincha, Rugby

Un Puma récord

Jerónimo de la Fuente, el rosarino más albiceleste: el centro llegó a los sesenta tests en Los Pumas

En el seleccionado argentino han debutado 872 jugadores, pero tan sólo 26 han pasado la barrera de los 60 y uno de ellos es el back formado en Duendes. Debutó en 2014, jugó dos mundiales y también fue capitán del combinado. Desde Sudáfrica, el rugbier de Perpignan dialogó con El Hincha


Jerónimo de la Fuente se convirtió en el rosarino que más veces defendió la camiseta de Los Pumas. Crédito: Prensa UAR.

Con sólo decir “Jerónimo” en el ambiente del rugby es suficiente para saber que se habla de él, de Jerónimo de la Fuente. El centro formado en Duendes se ganó ese reconocimiento no sólo por lo hecho dentro de la cancha, sino también por sus acciones fuera del campo de juego. Y el pasado sábado, a poco más de siete años de su debut, Jerónimo llegó a los sesenta partidos con Los Pumas: ya era el rosarino con más partidos, pero ahora batió una barrera que pasaron muy pocos en la rica historia del seleccionado nacional argentino, que cuenta con 872 Pumas.

Aunque Jerónimo es un jugador experimentado y con muchas batallas vividas, al hablar sobre los sesenta partidos con Los Pumas, hacerlo revivir desde sus inicios en Duendes, su paso por los diferentes seleccionados rosarinos y luego los nacionales, hace que la emoción prevalezca.

“Cumplir sesenta tests con la camiseta del seleccionado es algo muy lindo. La realidad es que nunca lo había imaginado y cuando vi ese número fue algo fuerte e importante”, expresó un emocionado De la Fuente. Y enseguida añadió: “Es una buena cantidad de partidos en Los Pumas. Significa mucho para mí: es el resultado de todo el trabajo que uno hace para llegar a jugar en la selección y de repente verse con sesenta partidos te pone muy contento y agradecido por la familia, mi mujer y mis amigos, que siempre me apoyaron”.

En una ciudad como Rosario, que tiene una extensa y rica historia con Los Pumas, ser el rosarino que más veces defendió la celeste y blanca es un gran mérito, pero a Jerónimo ostentar ese título no lo marea y ya demostró desde muy chico tener los pies sobre la tierra.

Jero de la Fuente. Crédito: Prensa UAR

“No me cambia ser el rosarino que más veces jugó en Los Pumas”, sentenció y atrás agregó: “Cada jugador tiene su historia y tenga uno o mil partidos, uno solo sabe lo que significa para uno vestir la camiseta albiceleste. Es un privilegio tener esa cantidad de partidos cuando pienso en mi ciudad, en la que hubo muchos jugadores importantes, pero el que tiene la oportunidad de ponerse la camiseta de Los Pumas lo disfruta como si fuese la primera vez. Es un poco lo que siento cada vez que me toca ponerme la camiseta argentina, cuando fue la primera vez o la última, o este partido en particular con Sudáfrica que cumplí sesenta, sentí lo mismo que la primera vez”.

No hay ninguna persona que haya pisado una cancha de rugby y no haya soñado con jugar en Los Pumas. Obviamente que sólo un puñado logra llegar a ese lugar. Jerónimo no sólo lo soñó, también trabajo muy duro desde chico. Lo que no se esperaba era jugar sesenta partidos y dos Mundiales.

“Uno siempre sueña y se imagina jugando algún partido en Los Pumas, es lo que me pasaba a mí, lo veía muy difícil, muy lejano, y hoy cumplí sesenta partidos y dos Mundiales. Me pone muy contento y orgulloso de lo que pude lograr, más allá de lo deportivo, porque estar en Los Pumas me ayuda a educarme, a mejorar como persona y eso es lo más lindo, me dio muchas amistades, me hizo conocer muchos países, sentir el apoyo de todo un país, eso es increíble y nunca me había imaginado lo que se podía sentir jugando para Los Pumas, gracias a Dios tengo una linda carrera”, argumentó el ex Duendes.

Jero de la Fuente en acción el pasado sábado ante Sudáfrica, partido en el que llegó a los 60 tests con Los Pumas. Crédito: Prensa UAR.

Detrás de Jerónimo se ubica Leonardo Senatore con 50 tests y luego Manuel Carizza con 46, incluso el back formado en Duendes jugó más partidos que Hugo Porta ((1971-1990, con 58 tests), son épocas diferentes antes se jugaban menos partidos al año y recién en 2012 el seleccionado tiene una competencia anual estable con el Rugby Championship, pero además sólo Daniel Baetti, como rosarino había portado la cinta de capitán en 1989 y muy pocos rugbiers del interior. “Haber sido capitán en Los Pumas fue un orgullo, es difícil describir en palabras lo que se siente al ser capitán del seleccionado, es un privilegio, es algo que voy a guardar para siempre en mi corazón, ese sentimiento es algo que nunca voy a olvidar”, expresó De la Fuente.

Es imposible dialogar con Jerónimo y no mencionar a Duendes, su segunda casa y lugar que lo formó rugbísticamente y del que tiene un sentido de pertenencia muy fuerte. “Siempre que llego al club me tratan muy bien y me siento muy querido. Me hacen sentir especial, la realidad es que le debo mucho al club, por la carrera que tengo que en mucho se debe a Duendes, a los entrenadores, a mis amigos, familia, mi esposa. Disfruto mucho ir a Duendes, porque sé que ellos también disfrutan cuando voy y son momentos muy lindos”, cerró el rosarino.

Comentarios