Ciudad

25 N

Hubo masiva marcha por el centro para pedir el fin de la violencia machista

La movilización tuvo una alta participación del movimiento feminista y distintas organizaciones sociales y sindicales. La movida se había suspendido la semana pasada por las malas condiciones climáticas.


El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Bajo la consigna “Basta de violencia machista”, organizaciones sociales, políticas y del movimiento de mujeres marcharon este lunes por el Día por la Erradicación de la Violencia hacia la Mujer. La movida se había suspendido la semana pasada por el mal tiempo.

La concentración fue a las 16 en la plaza San Martín. Pasadas las 17.30 partió rumbo al Monumento a la Bandera, recorriendo las calles Dorrego, San Luis, Buenos Aires y Córdoba.

Este año la marcha estuvo atravesada por los episodios de violencia que suceden en Bolivia y Chile, especialmente encarnizados con las mujeres, quienes en muchos casos fueron sometidas a tratos vejatorios.

“Los feminismos latinoamericanos salimos a la calle contra el golpe en Bolivia y contra el terrorismo de Estado en Chile. La violencia sexual es violencia política. Decimos no a la impunidad frente a los asesinatos, torturas, secuestros, desapariciones, abusos, vejaciones y violaciones”, habían advertido las organizadoras en un comunicado.

En el recorrido se desplegaron carteles con diferentes demandas. “Aborto legal, seguro y gratuito”; “Basta de violencia policial contra trabajadoras sexuales”; “Ni una más sin jubilación” y “Separación de Iglesia y Estado”. Esas fueron algunas de las pancartas que se pudieron ver a lo largo del recorrido.

También hubo otros letreros con contenidos muy elocuentes: “Somos la voz de las que ya no están”; “Disculpen las molestias. Nos están matando”; “La revolución será feminista o no será”; “Queremos ser libres, no valientes”; “Este cuerpo no se viola ni se mata”; “Dejemos de hablar de maltratadas y hablemos de maltratadores” y “Soy sobreviviente de violencia de género. No siento vergüenza”. 

Todas las palabras

Una de las referentes del movimiento feminista y organizadora de la movida fue Majo Poncino, militante del Colectivo Ni Una Menos.

“Nos movilizamos por el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia hacia las Mujeres y Diversidades Sexuales. Pero lo importante es que esto es un día de reflexión sobre la violencia machista que padecemos cotidianamente. Eso es lo que queremos erradicar”, señaló.

Las cifras alarman. En los 10 meses de 2019 se cometieron 226 femicidios en todo el país y hay otros 38 asesinatos que se investigan como posibles casos de ese tipo.

Los datos surgen de un nuevo relevamiento de la organización Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumalá), quienes insisten desde hace tiempo en declarar la Emergencia Nacional en violencia de género. Poncino sostuvo que esos “son indicadores que preocupan al movimiento de mujeres y diversidades”. Y agregó que “reflejan una ausencia de políticas de género y la falta de presupuesto efectivo”.

Otro de los puntos en los que hizo eje el colectivo fue “la falta de valorización económica y social de las mujeres”. “Reclamamos políticas laborales y de cuidados que puedan responder también a esta demanda concreta”, señaló.

Otra de las prioridades es la ejecución de la ley de Educación Sexual Integral (ESI) en escuelas nacionales, provinciales y municipales para prevenir situaciones de abusos.

“También seguiremos exigiendo que se apruebe el proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo de la Campaña Nacional por el Aborto Seguro, Legal y Gratuito. No queremos más abortos clandestinos”, añadió Poncino.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Y cerró: “Además es necesario avanzar en la capacitación a diferentes sectores mediante la Ley Micaela. Sobre todo a las trabajadoras y trabajadores del Estado”.

Otra voz

Otra de las voces resonantes fue la de Nora Giacometto, de la ong Ampliando Derechos. “Hoy se necesita más presupuesto para que se contenga no sólo en el momento de la denuncia a la víctima, sino en todo su recorrido”, señaló.

“Hay que acompañar a la víctima en todo su recorrido. Cuando inicia la denuncia, cuando sigue el proceso judicial y cuando termina. Necesitamos que la mujer vuelva a la sociedad empoderada y con las herramientas económicas necesarias para dejar de depender de un varón”, amplió.

Giacometto insistió en que los tres niveles del Estado tienen que estar “comprometidos con la temática de género”.

Comentarios