Mundo

Cerrará su planta

Honda se va de Gran Bretaña y temen éxodo de empresas por el Brexit

El CEO de Honda Takahiro Hachigo anunció que cerrará en 2022 su planta del oeste de Inglaterra, dejando sin trabajo a 3.500 personas. Si bien dijo que el Brexit no es el motivo, analistas indican que tuvo peso en la decisión. Otras empresas temen una salida no negociada con la Unión Europea


La decisión de Honda pone en riesgo directo los 3.500 puestos de trabajo de la empresa.

La automotriz japonesa Honda anunció este martes el cierre de su fábrica en el oeste de Inglaterra en 2022, en un fuerte golpe para la economía de Gran Bretaña en momentos de máxima incertidumbre por su inminente salida de la Unión Europea (UE).

La decisión, que pone en riesgo directo los 3.500 puestos de trabajo de la empresa y posiblemente muchos más de su cadena de abastecimiento, fue anunciada por la compañía en conferencia de prensa en Tokio.

El presidente y CEO de Honda, Takahiro Hachigo, dijo que la decisión no se tomó por el Brexit, sino a la luz de lo que parece más razonable para su competitividad global en momentos en que se hace necesario acelerar la producción de vehículos eléctricos.

Sin embargo, expertos dicen que la incertidumbre sobre el Brexit probablemente haya contribuido con la decisión, sumado a los problemas que la industria automotriz está enfrentado en un mundo más proteccionista y por el enfriamiento de la economía global.

Aunque no está claro que deparará la salida del Reino Unido de la UE, como mínimo implicará fuertes aranceles, controles fronterizos, costos más altos y una más lenta distribución de productos.

“Todavía no sabemos qué cambios traerá el Brexit. Tenemos que esperar hasta que tengamos una mejor idea sobre la situación”, dijo Hachigo, citado por la cadena BBC.

Honda Motor Co. fabrica en Swindon, 115 kilómetros al oeste de Londres, su popular modelo Civic, con una producción anual de 150.000 unidades.

Su reestructuración apunta a ajustar sus operaciones para reflejar una mayor demanda de Asia y América del Norte, dijo Hachigo.

El CEO de Honda dijo que la compañía comenzará discusiones con los trabajadores de la fábrica de Swindon.

“Lo lamento mucho”, afirmó y agregó que “ésta era la mejor opción en estas circunstancias”.

Miles de compañías han puesto en marcha planes de contingencia ante la posibilidad de que Londres rompa sus lazos con Bruselas de manera no negociada el próximo 29 de marzo, según las Cámaras de Comercio Británicas (BCC, en inglés).

El Parlamento británico rechazó en enero los términos de salida pactados con la UE, por lo que el país abandonará bloque sin periodo de transición alguno dentro de seis semanas si no ratifica antes un pacto o bien pide una extensión del plazo, algo que la primera ministra, Theresa May, descarta por ahora.

Los planes de Honda se suman a la decisión que tomó Nissan este mes de dejar de producir su modelo X-Trail en Inglaterra y a las advertencias por parte de Ford y Jaguar Land Rover sobre los riesgos de una salida no negociada de la UE.

Más allá del sector del automóvil, la tecnológica Sony ya ha anunciado el traslado de su sede europea a Amsterdam, mientras que la aeronáutica Airbus ha alertado de que puede retirarse del Reino Unido si se produce un Brexit duro y la industrial Siemens se plantea reducir sus inversiones en el país.

Muchas firmas ubicadas en el Reino Unido mantienen cadenas de fabricación internacionales, en las que algunos componentes cruzan el canal de la Mancha en ambas direcciones antes de ser ensamblados en el producto final, por lo que aranceles y retrasos en la frontera pueden afectar a sus operaciones.

Abandonar la UE sin un acuerdo, además, obligaría a las compañías británicas a comerciar con el resto de países bajo las normas de la Organización Mundial de Comercio (OMC), con condiciones menos ventajosas que los actuales tratados en los que el Reino Unido participa como miembro de la unión aduanera comunitaria.

El gobierno británico prevé tener listos el 29 de marzo tan solo seis pactos comerciales para sustituir a los 40 que mantiene la UE, según han revelado los medios, entre ellos con Chile, Suiza, el Mercado Común de África Oriental y Austral (Comesa, en inglés) y las Islas Feroe.

Por el momento parece fuera del alcance del Ejecutivo cerrar a tiempo acuerdos con grandes socios comerciales como Corea del Sur, Japón y Canadá.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios