Política

50 mil millones

Habrá propuesta por deuda histórica de coparticipación

Peña confirmó que la semana que viene convocará al gobernador Miguel Lifschitz para analizar “una propuesta formal sobre el pago de la deuda por coparticipación”.


La semana próxima, el gobierno nacional presentará a la provincia una propuesta formal para el pago de la deuda histórica acumulada entre 2006 y 2015 por descuentos indebidos sobre la coparticipación federal. Lo anunció este viernes el jefe de Gabinete Marcos Peña durante su visita a Timbúes.

Peña confirmó que la semana que viene convocará al gobernador Miguel Lifschitz para analizar “una propuesta formal sobre el pago de la deuda por coparticipación”, que a valores históricos es de 23 mil millones de pesos pero que, según la actualización realizada por el gobierno provincial, supera los 50 mil millones.

“Esperamos que se pueda iniciar un proceso de diálogo y que se pueda llegar a un acuerdo”, dijo el jefe de Gabinete de la Nación luego de la ceremonia de inauguración de la Central Térmica Timbúes.

La devolución de la deuda, ordenada por un fallo de la Corte Suprema de Justicia en noviembre de 2015, es una de las principales demandas del gobierno provincial a la Nación. A pesar de las señales de diálogo y buena voluntad, el reclamo sigue pendiente desde hace más de dos años.

La historia de la deuda se remonta a las épocas de los gobiernos peronistas. En 2005, el gobernador Jorge Obeid denunció administrativamente la prescripción del pacto fiscal firmado en 1992 por Carlos Reutemann por el cual la Nación le descontó recursos a Santa Fe. A partir de 2006, aunque Santa Fe dio por caído el pacto, el gobierno central continuó con los descuentos del 15% a favor de la Ansés y del 1,9% a favor de la Afip.

En 2009, el gobernador Hermes Binner llevó el tema ante la Corte Suprema de Justicia y el fallo, a favor de Santa Fe, salió en noviembre de 2015, dos días después del balotaje presidencial. Los descuentos irregulares acumulados entre 2006 y 2015 suman 23 mil millones de pesos, pero la provincia reclama algo más del doble por intereses e inflación.

 

Demoras

En julio del año pasado, después de varios intentos de negociación que no prosperaron, el gobierno santafesino elaboró su propio plan de pagos y lo remitió a la Nación. Ese plan consistía en la devolución del 30% de la deuda –15 mil millones de pesos– en efectivo en 24 cuotas mensuales durante 2018 y 2019 y el 70% restante –35 mil millones– en títulos públicos, con vencimiento en el mediano y largo plazo.

El gobierno nacional no tuvo en cuenta la propuesta y no incluyó partidas, en el presupuesto 2018, para comenzar a cancelar la deuda con Santa Fe. Hasta el momento, la única “propuesta” esbozada desde la Casa Rosada, por el ministro del Interior Rogelio Frigerio, fue devolver la deuda a través de obras públicas. Pero esa declaración, hasta ahora, no se tradujo en una propuesta concreta.

Según el Consenso Fiscal firmado por la provincia y la Nación en noviembre del año pasado hay tiempo hasta el 31 de marzo para que ambas partes lleguen a un acuerdo. Si no ocurre así, Santa Fe volverá a la Corte Suprema para reclamar el pago de la deuda.

Si te gustó esta nota, compartila