Ciudad, Edición Impresa

Territorio en disputa

Grave: amenazas con armas en el Tambo de la Resistencia

Ciudad Futura denunció que anteanoche tres hombres ingresaron al predio de Nuevo Alberdi y atacaron a un militante.


Dirigentes del partido Ciudad Futura denunciaron que anteanoche hombres armados ingresaron al llamado Tambo de la Resistencia, ubicado en barrio Nuevo Alberdi, donde golpearon y amenazaron a un joven que vive y trabaja en el lugar. Los concejales Juan Monteverde y Caren Tepp grabaron un video en el que se puede ver las condiciones en que quedó la casa–container, tras el paso de los atacantes. El hecho sucedió después de que la orden de desalojo que quedara en suspenso, a la espera de una reunión de negociación entre las partes. En tanto, la intendenta Mónica Fein repudió lo ocurrido por la red social Twitter.

Según la descripción de los integrantes de Ciudad Futura, tres hombres armados ingresaron anteanoche a la vivienda y atacaron a Juan Manuel Lorda, un joven militante de 25 años, que vive y trabaja allí hace varios años.

Según el testimonio de Lorda, anteanoche, cerca de las 23.45, estaba ingresando al container para irse a dormir y aparecieron tres hombres “con caras medio tapadas”, con gorras y pañuelos. “El de adelante tenía una escopeta y me hizo tirar al suelo. Me taparon la cabeza con una sábana y me empezaron a decir: «Quedate piola que si te quedás tranquilo no te va a pasar nada. A nosotros nos mandaron, ustedes se tienen que ir de acá. Usurpadores de mierda, se tienen que rajar. Si no se van en una semana, le metemos bomba, los vamos a hacer cagar. Están robando, ustedes son unos ladrones. Decile a Monteverde y a Salinas que tienen que rajar»”, relató el joven. Además, Lorda contó que “revolvieron todo y se robaron algunas cosas”.

En tanto, los militantes del movimiento Giros detallaron que recibieron la llamada de Antonio Salinas, secretario del bloque de Ciudad Futura, contando que lo había llamado el joven que vive en el Tambo en “estado de shock”. Los ediles llegaron hasta el lugar, mientras daban aviso a todos los funcionarios que tenían en la agenda. Se detuvieron en el destacamento policial del Autódromo, en línea con el jefe de la Unidad Regional II y a “instancias del secretario del ministro de Seguridad provincial, Maximiliano Pullaro”, revelaron.

En ese sentido, confiaron que hablaron y coordinaron acciones con el secretario general de la Municipalidad, Pablo Javkin, con la presidenta del Concejo, Daniela León, con las concejalas Fernanda Gigliani, María Eugenia Schmuck y Marina Magnani, y con el ex diputado provincial Oscar Urruty, que de inmediato se solidarizaron con el militante de Ciudad Futura.

En tanto, no tardaron en llegar palabras y gestos de solidaridad de referentes de distintos sectores políticos, que transmitieron vía Twitter su repudio a lo ocurrido.

Así lo hizo en su cuenta en esta red social la intendenta Mónica Fein, quien escribió: “Las soluciones se encuentran con diálogo y por ello decidimos involucrarnos en el tema para encontrar una salida entre todos”.

Con todo, cerca de la 0.30 de ayer llegó el patrullero para acompañar el ingreso y allí pudieron hablar con el militante agredido y comprobaron el desorden que había en la vivienda. Alrededor de las 2 de la madrugada, llegó la Policía de Investigaciones al lugar para realizar los peritajes, que según los detectives “se dificultaba por el polvillo que había por la obra y los materiales”. Al mismo tiempo, gestionaron a través del jefe policial la presencia de un patrullero en forma permanente hasta evaluar los pasos a seguir con las autoridades.

Los integrantes de Ciudad Futura radicaron ayer la denuncia en el Ministerio Público de la Acusación (MPA).

“También fue un ataque al gobierno municipal”

“Logramos que nuestro compañero esté más tranquilo, no lo golpearon y su salud está garantizada. También conseguimos la presencia permanente de la Policía en el lugar para prevenir cualquier tipo de ataque”. Lo dijo a El Ciudadano Juan Monteverde, concejal de Ciudad Futura, tras el ataque sufrido anteanoche en el Tambo de la Resistencia, de Nuevo Alberdi.

Monteverde resaltó que en el día de ayer dialogaron con concejales y funcionarios provinciales, entre otros actores, para poder resolver la situación.

El edil subrayó que no sólo fue un “ataque” al tambo, ni a Ciudad Futura, sino que también fue un ataque al gobierno municipal, a la intendenta y a todas las fuerzas que los apoyaron.

“De nuestro lado, durante 10 años existió responsabilidad y continuará siempre. Es hora de que se dimensione la urgencia de la necesidad. Las cosas no se pueden dilatar eternamente, hay que tomar decisiones, tenemos que pujar todos para el mismo lado”, especificó Monteverde.

Comentarios