Ciudad, Edición Impresa

Estacionar en la calle será mucho más caro

En el centro pasará de $2,70 a $3,80. Y en la zona “C”, fuera de ese radio, de $1,70 a $2,40. Es un 41%.

La Municipalidadde Rosario autorizó ayer un aumento de la tarifa de estacionamiento medido del 41 por ciento en promedio para las zonas más transitada del centro y macrocentro. Las subas comenzarán a aplicarse la semana entrante –el próximo miércoles 23– desde cuando dejar el auto estacionado en las áreas “A” y “B” –que comprenden el sector delimitado por las calles Urquiza, 3 de Febrero, Juan Manuel de Rosas y Dorrego, a excepción de las zonas prohibidas– costará 3,80 pesos la hora, en lugar de la actual tarifa de 2,70. Allí la diferencia de 1 peso con 10 centavos equivale a un aumento del 40,7 por ciento. Pero en la llamada zona “C”, que comprende dos áreas –Tucumán, Balcarce y la costa del río Paraná por un lado y 9 de Julio, Montevideo, Balcarce y Juan Manuel de Rosas por otro– el salto porcentual será mayor: en ambos polígonos el estacionamiento pasará de 1,70 peso a 2,40 pesos, y los 70 centavos de diferencia representan un 41,2 por ciento. En tanto, para parar la marcha del coche por un lapso mayor que la tolerancia de 10 minutos –”valores mínimos de la transacción inicial”– habrá que desembolsar ahora 90 centavos para las zonas “A” y “B” y 60 centavos para la zona “C”. O pagar la multa.

La comunicación formal del aumento explicó que el reajuste se decidió luego de un pedido formulado porla UTEadjudicataria de la licitación para la explotación del estacionamiento medido, cuya tarifa no tuvo variaciones desde octubre del año pasado. En cambio, en los 13 meses que transcurrieron desde entonces los costos de la prestataria –conformada por Tránsito Rosario SA y Sutec SA– tuvieron una variación del 43 por ciento, según aseguraron fuentes de la misma UTE.

En ese marco, la sociedad empresaria apuntó que tanto las máquinas y los aparatos electrónicos como los salarios de sus empleados –que se rigen por el convenio del Sindicato de Obreros de Estaciones de Servicio, Garages, Playas y Lavaderos Automáticos– tuvieron variaciones considerables.

Así las cosasla UTEse amparó en el Pliego de Bases y Condiciones para el Estacionamiento Medido, aprobado por el Concejo Municipal en 2008. Este instrumento establece la posibilidad de reformular los valores tarifarios cuando se demuestre un desfasaje con los costos mayor al 10 por ciento, o bien cuando el porcentaje de ocupación en las áreas del sistema sea mayor a un 70 por ciento, con lo cual el espacio disponible se aproxima a la inexistencia.

La palabra oficial 

Para sacar el cálculo de ésta última cuestión, Diego Leone, subsecretario de Servicios Públicos explicó en diálogo con este medio que se toma una cuadra testigo por cada una de las tres zonas y se asiste dos veces al día a esos los lugares en distintos momentos; una vez en un horario pico y otra en horas “no pico”.  El funcionario explicó que en el microcentro la ocupación promedio es del 90 por ciento y en las zonas concesionadas más alejadas del 70.  Según el funcionario, con estos números, se está en condiciones de ajustar.

En tanto, y con respecto a la cuestión de los costos, Leone sostuvo que la mano de obra subió para la prestataria un 50 por ciento desde el último incremento del estacionamiento medido. La gran mayoría de los empleados de la firma que explota el servicio trabajan en la vía pública controlando a los vehículos. En tanto, los costos del mantenimiento y compra del equipamiento electrónico que usa la empresa se incrementaron en un 40 por ciento.

Leone no titubeó  a la hora de justificar y explicar lo que se busca con la considerable suba. “Esto tiene un espíritu disuasorio del uso de vehículos, el transporte individual. El aumento ayuda a disuadir,  y eso es lo que buscamos.  Que no es lo mismo que prohibir. Si no existiera el estacionamiento medido la gente usaría más el coche y además estarían todo el día en la calle. Lo que se busca es la rotación de vehículos en el centro de la ciudad, mejorando así la circulación”, sostuvo.

Comentarios