Ciudad, Edición Impresa, Últimas

Giros: acampe y corte frente a Municipalidad

Reclaman que el intendente los reciba. Hoy van al Concejo Municipal.

Jóvenes que conforman el Movimiento Giros acamparon ayer a la mañana en la Plaza 25 de mayo con el objetivo de que se cumpla con la ordenanza sobre las tierras de Nuevo Alberdi, ya que, según denunciaron, los vecinos sufren amenazas y presiones de inversores privados. Giros buscaba mantener una reunión con el intendente Miguel Lifschitz, pero ante la imposibilidad de que ese encuentro se realizara, los jóvenes bajaron la protesta a la calle y cortaron Buenos Aires, frente al Palacio de los Leones.

Al respecto, el coordinador de Gabinete, José León Garibay, sostuvo a este diario que él habló con Giros y ofreció armar una reunión con distintos funcionarios, pero no con el intendente. Al respecto, Juan Monteverde, uno de los dirigentes de Giros sostuvo que: “Queremos hablar con el intendente, que es quien tiene que dar la respuesta política. Y después que nos derive con los funcionarios que corresponda. Estamos mudando el acampe a la calle, cortando Buenos Aires, reclamando ser atendidos”, detalló Monteverde, quien consideró además que “la historia de este conflicto merecía que el intendente nos recibiera”.

En tanto destacó que hoy concurrirán al Concejo Municipal, para buscar apoyo de los ediles y de esa manera conseguir una reunión con el intendente.

Giros logró que el año pasado el Concejo aprobara una ordenanza que impide en Rosario la instalación de nuevos barrios cerrados. “La ley cayó en el incumplimiento porque la maduración del debate sobre la concentración de la tierra que llevó a la aprobación de una ordenanza como la del «Ya Basta», con un contundente 18 a 2, no tiene relación con lo que sucede en los territorios en disputa, como es el caso de nuevo Alberdi. Entre el avance en la opinión de muchos concejales, comunicadores, docentes, estudiantes, sindicatos y organizaciones sociales, y las topadoras, la violencia, la judicialización del conflicto, hay una distancia enorme”.

“El 17 de diciembre, tan solo un día después de aprobada la ordenanza, las amenazas y las presiones de los privados aparecieron en Nuevo Alberdi tal vez más violentamente que nunca, accionando no solo sobre casas sino también sobre unidades productivas, todas pertenecientes a miembros del Movimiento Giros”, aseguran en un comunicado.

En este marco, pidieron que el Poder Ejecutivo “asuma la función que debe, convocando personalmente a quienes hoy llevan adelante desalojos indiscriminados en el territorio de Nuevo Alberdi, para ponerle fin de una vez por todas a esta realidad, absolutamente desfasada de la ley, y cuyos procedimientos solo hablan de la ausencia de protección de las comunidades de la periferia ante los embates de poderosos grupos empresariales que pretenden hacer de esas tierras un paraíso para la especulación inmobiliaria”.

Por otra parte, adelantaron que el movimiento Giros presentará al Ejecutivo municipal “un plan de seguridad territorial cuyo eje principal es la protección integral del territorio, mediante intervenciones de escala (luminaria con energía solar, agua, infraestructura, mantenimiento, pavimentación y compactado, desmalezamiento, etc.)”. Y destacaron: “Todo lo que los privados dejaron abandonado, será recuperado por quienes viven allí hace décadas y luchan por quedarse, en un lugar mejor”.

Comentarios