Ciudad, Edición Impresa

Inclusión con desarrollo

Gianelloni: “Ciudad plural, democrática y con justicia social”

Nicolás Gianelloni, secretario de Economía Social, realizó un balance del primer año de existencia del área que conduce.


“La Economía Social es una forma de emancipar al ciudadano y darle la posibilidad que con lo que crea pueda sustentar a su familia. Es liberador. Creemos que el proceso de sumar gente a la economía social es un proceso de transformación y pudimos generar que muchos lo hagan”. Así definió Nicolás Gianelloni, secretario de Economía Social municipal, la herramienta de trabajo colectivo y alternativa de consumo frente a las grandes empresas.

El área de Economía Social de Rosario sopló su primera velita el pasado 10 de diciembre. Fue en el inicio de la segunda gestión de Mónica Fein que se reconfiguró la cartera que antes se llamaba Economía Solidaria, y se relanzó. Quien está a cargo del sector explicó a El Ciudadano que 2016 fue muy positivo, ya que “Rosario es pionera” en este tipo de políticas, que buscan a la par generar una barrera ante la exclusión social, pero con sustentabilidad propia.

“El primer objetivo fue formar un equipo consistente y plural. Y lo conseguimos después de hacer un diagnóstico de la realidad para operar en políticas que tengan que ver con el desarrollo social”, explicó el funcionario.

Entre otros programas, el área lanzó en marzo pasado Rosario Emprende, que brinda herramientas para acompañar al emprendedor en su trayecto de inserción, fortalecimiento subjetivo, inclusión social e impulso y desarrollo de su emprendimiento.

“Descentralizamos la Secretaría y armamos un equipo para cada centro municipal de distrito. Eso nos permitió que mucha gente se sumara al programa Rosario Emprende y terminamos el año con 2.500 emprendedores”, detalló Gianelloni.

Y agregó: “A Rosario Emprende la pensamos con una mirada integral, no sólo en los emprendedores que recién se iniciaban sino en los que ya estaban. Y a la vez pensamos en ayudar a las cooperativas y a las mutuales para que puedan crecer y sostenerse. Nuestro trabajo es de acompañamiento a las empresas recuperadas, conjuntamente con la provincia. Y asistir a los distintos niveles y formas de organización de la economía social, desde el emprendedor que quiere ir a una feria hasta las empresas recuperadas y cooperativas de trabajo”.

El secretario de Economía Social contó que también se creó la Escuela de Emprendedores, un espacio de formación integral, fortalecimiento y consolidación de emprendimientos sustentables. Para acceder a los talleres de la escuela, los emprendedores tienen que ser parte del programa Rosario Emprende.

“Pudimos dar un muy buen nivel académico en las capacitaciones. Un primer paso –que es el ABC del emprendedor– es otorgar becas para que se vaya formando y tenga un ingreso que le permita dar un salto a su emprendimiento. Es decir, poder comprar sus primeras herramientas y los primeros insumos que necesite”, resaltó el funcionario.

En ese sentido, Gianelloni explicó que el ABC les permite a los emprendedores el ingreso a las ferias y a otros canales de comercialización. Eso significa que no sólo se apoya al emprendedor durante el proceso de capacitación, sino que también se le ofrece una salida laboral para que pueda desarrollar los contenidos que ya adquirió.

“En el segundo semestre del año lanzamos el concurso Sinergia para fortalecer a cooperativas de trabajo y a proyectos con un triple impacto: en primer lugar que tuvieran que ver con lo sustentable, en segundo lugar con lo social y, por último, que tengan una mirada cooperativa, para fortalecer los proyectos que tengan que ver con lo asociativo”, subrayó el secretario de Economía Social.

Y concluyó: “Este primer año construimos los cimientos de esta política de economía social y tuvimos una gran apuesta de lo que fueron las ferias. Logramos que se multipliquen y se visibilicen de otra forma y que se sepa que detrás de esas ferias hay un concepto y un contenido de qué tipo de ciudad queremos, más inclusiva y cuando uno compra allí está apostando a otro modelo de ciudad: plural, democrática, con justicia social”.

Senderos al Patio de la Madera

Para Gianelloni, la mayor apuesta del año que acaba de comenzar es abrir antes del primer semestre el Mercado del Patio: un lugar de comercialización ubicado en el Patio de la Madera, frente a la Terminal de Ómnibus, donde tendrán lugar los emprendedores.

Es que, según está planificado, el Mercado va a contar con cuatro espacios: uno de vivero, otro de productos de la huerta, otro de almacén gourmet, y el último de huerta específica, que será un espacio productivo experimental donde se va a producir y vender.

“La idea es abrir el Mercado, de martes a domingos, donde se pueda regir el criterio de comercio justo, cadena corta, productos diferenciales y emprendedores locales que van a tener la posibilidad de comercializar allí”, describió el secretario de Economía Social.

Gianelloni destacó que 2016 fue un año de crecimiento, de recorrer y conocer historias de los feriantes y poder acompañarlos. “Verlos con producción más amplia y cómo defienden sus productos nos llena de orgullo. Es un espacio de solidaridad, vamos por el camino correcto”, concluyó.

Comentarios