Ciudad, Edición Impresa

Gendarmes en busca de casas

 Diego Montilla.- La cámara inmobiliaria llegó a un acuerdo y ofrecerá inmuebles a los agentes destinados en la ciudad. Para agilizar la operatoria no necesitarán presentar otro aval que el recibo de haberes. Se sumarán 500 policías que son capacitados por la Nación


gendarme-dentroTras el operativo iniciado la semana pasada en el marco de un plan para combatir el narcotráfico y pacificar la ciudad, poco a poco van llegando familias de gendarmes de distintas partes del país que fueron destinados a Rosario para vigilar y controlar los barrios más “calientes”. Los integrantes del cuerpo que depende del Ministerio de Seguridad están alojados en las instalaciones del ex Batallón 121 y la llegada de esposas e hijos hace necesaria la búsqueda de casas y departamentos para alquilar. Frente a esto, autoridades de la fuerza nacional se reunieron con representantes de la Cámara de Empresas Inmobiliarias de Rosario (Cadeiros) donde llegaron a un acuerdo para constituir un padrón de inmuebles disponibles. Por el momento, hay 300 gendarmes que necesitan un lugar para alojarse y se espera que en breve la cifra comience a crecer, ya que son 1.500 en total los que arribaron a la ciudad.

El presidente de Cadeiros, Carlos Rovitti, explicó que “la idea es proporcionarle vivienda a aquellos gendarmes que se vayan a quedar en la ciudad de Rosario”.

“En principio hay 300 que están necesitando inmuebles. Ya están acá pero están haciendo el traslado de sus familias y lo que nosotros hicimos fue hacer un padrón de inmuebles disponibles en alquiler de todas las inmobiliarias que dependen de la cámara para ofrecérselos y ese fue el trabajo que hicimos coordinadamente con Gendarmería Nacional”, destacó.

“Por el momento muchos están parando en las instalaciones del Batallón 121 pero con la llegada de las familias, que ya están viniendo, cambia todo y están necesitando viviendas de manera casi urgente. Los contratos de locación tienen una duración de dos años como marca la ley y los gendarmes están llegando en gran número para quedarse por un tiempo”, continuó.

 Faltan viviendas

Sobre cómo está el nivel de oferta de propiedades para alquilar, el empresario inmobiliario respondió que “el mercado locativo está altamente demandado por la falta de viviendas que hay para la clase media”. “O sea que la disponibilidad se va renovando mes a mes. Todos los meses hay vencimientos de contratos en donde la gente o se va, o se muda, por algo mejor o más grande o más chico, lo que fuere, y van entrando distintos inmuebles en locación. Ellos no nos pidieron algo en particular sino algo muy variado porque hay algunos gendarmes que están viniendo solos, otros que vienen con sus familias y tienen uno, dos, tres o más hijos y necesitan mayor espacio”, explicó.

A la hora de buscar casa para alquilar, los gendarmes no tienen ninguna preferencia. “La búsqueda se da en distintos lugares de la ciudad. También sobre la periferia, zona donde la cámara tiene delegaciones. Por ejemplo, nos han pedido también propiedades en Venado Tuerto. Por el momento, nosotros vamos aportando lo que hay en el mercado y vamos a seguir haciéndolo porque de aquí en más van a seguir llegando familias”, concluyó.

Con el “código de honor” como garantía

 Sobre el acuerdo logrado entre Gendarmería Nacional y la Cámara de Empresas Inmobiliarias de Rosario (Cadeiros) para el armado de un padrón de inmuebles disponibles en alquiler destinados a los integrantes de la fuerza nacional que llegaron a la ciudad, el titular de la última, Carlos Rovitti, remarcó que serán “flexibles” a la hora de firmar contratos con los gendarmes. Sólo será necesaria la presentación de recibos de sueldo y no les pedirán garantías.

“Nosotros con el tema de las garantía hace ya un tiempo largo que venimos flexibilizando el mercado y estamos solicitando recibos de sueldo acordes a los montos de alquiler que se pactan en los contratos. Con respecto a los gendarmes nos pidieron si era posible aceptarlos con recibo de sueldo. Ellos tienen un código de honor por lo que, según nos explicaba el comandante mayor, lo primero que van a pagar son sus obligaciones y entre esas obligaciones están los alquileres, por lo tanto no hay mayores riesgos con respecto a incumplimientos. Les vamos a flexibilizar las condiciones sin pedirles garantías propietarias y sólo bastaría que se presenten con recibos de sueldo”, destacó.

Comentarios