Ciudad, Edición Impresa

Enress pide tarifa progresiva

El Ente Regulador de Servicios Sanitarios elevó un dictamen al gobierno provincial en el que solicita un precio del agua diferenciado según los niveles de consumo. Propone medidores y un plan de obras.

Muñoz El Ente Regulador de Servicios Sanitarios (Enress) solicitó, por medio de un dictamen elevado al gobierno de la provincia,  eliminar la tarifa plana de agua potable. En rigor, el pedido del directorio del Ente, que también deberá ser analizado por el Tribunal de Cuentas, apunta a que el incremento del cuadro tarifario que impulsa la administración Binner sea escalonado, y para esto sugirió la instalación de medidores, además de la ejecución de un plan de obras a fin de mejorar el servicio sanitario que presta Aguas Santafesinas para los consumidores.

“Nuestra idea principal es que el subsidio del Estado provincial a la empresa Aguas Santafesinas sea diferenciado por rangos. Tiene que diferenciar al que más consume del que menos consume. Lo que planteamos en el dictamen es el escalonamiento tarifario”, indicó el presidente del Enress, Alberto Muñoz.

Assa había elevado una propuesta al Enress de suba progresiva de la tarifa del servicio de agua y cloacas del 87 por ciento para 2010, bajo el argumento de un desfasaje tarifario y un aumento en los costos. La propuesta de incremento de precios presentada por la empresa mantiene un sistema de subsidio estatal a los usuarios, sin considerar su condición socioeconómica real ni sus niveles de consumo.

Muñoz dijo que “la decisión a la que se llegó en las audiencias públicas realizadas en Santa Fe y en Rosario propone que el Estado no subsidie por igual a todos los usuarios”. En este sentido, el titular del ente regulador sostuvo: “La idea es que ayude a modificar el cuadro tarifario del pasado que no es para nada igualitario ni equitativo, por eso proponemos un escalonamiento para diferenciar a los usuarios más chicos de los más grandes”.

“En los rangos que correspondan se aplicará el incremento tarifario en dos y tres etapas bimestrales y consecutivas, contada la primera a partir del 1° de abril. En el dictamen proponemos un primer escalón para las casas de menos de 70 metros cuadrados, con un  aumento tarifario del 19 por ciento (3,41 pesos promedio por bimestre)”, detalló Muñoz.

“Para las casas de hasta 110 metros cuadrados una suba del 29 por ciento en la primera etapa, y de un 5 por ciento para el segundo período (11,88 pesos). Y para las casas de 110 a 200 metros cuadrados un incremento en la tarifa del 29 por ciento en la primera etapa, más un 8 y un 5 por ciento para los períodos subsiguientes (22,57 pesos promedio por bimestre)”, comentó el presidente del Enress.

Y continuó: “Para las casas de más de 200 metros cuadrados el aumento propuesto es de 39 por ciento, más un 8 y un 5 por ciento. Para el consumo industrial la suba de la tarifa sugerida es de 49 por ciento en una primera etapa y un 8 y un 5 para los períodos que siguen (66,35 pesos). La idea es hacer una escala de menor a mayor”.

En tanto, desde el Enress se le recomendó a Assa reformular parcialmente el plan de obras previsto para este año, incorporando un plan de micromedición que prevea la instalación en los lugares de mayor consumo la cantidad de dispositivos que sea necesaria para alcanzar un total de cien mil medidores instalados en todo el radio de prestación del servicio sanitario.

En igual sentido, el Enress le solicitó a Aguas Santafesinas que presente, dentro de un plazo de seis meses, un proyecto integral de micromedición de mediano y largo plazo, que contemple las obras y acciones, incluso complementarias, que sean necesarias para alcanzar en un período de diez años un porcentaje de cobertura equivalente, como mínimo, al 75 por ciento de las conexiones existentes.

Oscar Pintos, vicepresidente del directorio del Enress, consignó: “A partir de las conclusiones a las que estamos arribando, tras los análisis técnicos que se realizan en el Ente y luego de las audiencias públicas llevadas a cabo en Santa Fe y Rosario, lo que queda claro es que el aumento de la tarifa del agua no debe ser el mismo para todo el mundo”.

Cabe recordar que el Ministerio de Aguas y Servicios Públicos de la provincia que comanda Antonio Ciancio presentó hace un mes un proyecto de ley de nuevo marco regulatorio los servicios sanitarios de la provincia, donde se preveía la instalación de medidores. La propuesta oficial contemplaba pasar del actual régimen de tarifa plana a un sistema de bandas de consumo, con tarifas escalonadas, es decir, a medida que crece el consumo aumenta el costo.

Comentarios