Ciudad, Edición Impresa

Malestar

Enojo en los clubes al recibir la luz sin las rebajas prometidas

El descuento del 50% en las facturas anunciado por la provincia para clubes aún no se efectivizó.


Un supuesto error administrativo por parte del Estado provocó que los clubes provinciales sigan recibiendo las facturas de la Empresa Provincial de la Energía (EPE) sin la bonificación del 50 por ciento prometida por el gobernador Miguel Lifschitz a mediados de junio. “Realmente nos parece increíble”, dijo Héctor Gallo, vicepresidente de la Asociación Rosarina de Entidades Deportivas Amateurs (Areda), quien agregó que la explicación que recibieron fue que hubo “un problema informático” y que a partir de octubre se comenzarán a aplicar los descuentos. Mientras tanto no les queda otra que pagar.

“Los clubes estamos muy enojados porque recibimos en su momento como una gran noticia el descuento del 50 por ciento en las tarifas que anunció el gobernador y esto no se ha cumplido todavía. Llegaron las facturas sin el descuento. Hemos hecho las averiguaciones correspondientes y nos dicen que por problemas informáticos no pudieron aplicar la bonificación prometida que es desde el 1º de junio por lo que llegaron con el mismo precio de siempre y hay que pagarlas, pasar por ventanilla, juntar la plata y cancelar esa deuda”, destacó quien también es presidente del Club Atlético Fisherton.

Al ser consultado sobre cuánto había recibido para pagar el club en la última factura, Gallo contestó que habían sido 42 mil pesos. “Estamos hablando de un club con amplia actividad deportiva y el consumo de luz está dado principalmente por el deporte. Por eso para los clubes con mucho uso de energía eléctrica es sustancial este descuento y por eso no entendemos lo de esa excusa informática”, remarcó.

“Los clubes chicos estaban esperando el descuento. Fue anunciado en un escenario de marketing político del mejor, con todos los medios y autoridades, el gobernador anuncia el descuento, todos contentos y al final pasa esto. Ahora hay que esperar hasta octubre donde nos dicen que van a aplicar este descuento y que van a ser retroactivos a junio. Nosotros ahora estamos desconfiando, no sabemos cuál es el problema en realidad, si no hay plata o qué”, agregó.

El vicepresidente de Areda recordó que era necesario pagar las boletas porque a la hora de refinanciar deudas los intereses que aplican desde la EPE “son más altos que los de los bancos”. “Estamos ante una paradoja a la que no le encontramos respuesta. No podemos creer que el gobernador no tome riendas en el asunto diciendo: «esto que yo anuncié tiene que cumplirse»”, afirmó.

Por su parte, desde la EPE confirmaron que en los próximos días se instrumentará el nuevo sistema de facturación con las modificaciones correspondientes. Además, aseguraron que revisarán la situación de cada uno de los clientes y, en caso de ser necesario, se les acreditará una bonificación.

Cabe recordar que a mediados de junio pasado, Lifschitz anunció la ampliación de la tarifa diferencial de servicios públicos de luz y agua para todos los clubes de la provincia. El descuento prometido fue del 50 por ciento en las facturas de la energía eléctrica y abarca incluso a las entidades que están con un plan de pagos de deudas o aún están pendientes de resolución.

La medida busca morigerar el impacto de los fuertes incrementos tarifarios que alcanzó a unas 1.400 entidades deportivas en todo el territorio santafesino.

En el caso de los 22 denominados clubes grandes, por su alta demanda y su facturación mensual, como Rosario Central, Newell’s, Regatas, Jockey, Gimnasia Esgrima, Rowing y Remeros, se les reconocerá una bonificación del 30 por ciento del costo de la energía eléctrica.

Comentarios