El Hincha

Fue empate

En Lanús el Canalla sumó y no mucho más

Central y Lanús repartieron puntos ayer en casa del Granate. El equipo de Leo Fernández no tuvo buen juego en la mitad de la cancha, aunque el punto es positivo.


Foto: Raúl Ferrari/Télam

Esta vez estuvo lejos de brillar. Pero volvió a sumar y eso fue lo más destacable de la visita a Lanús. A Central le costó mucho generar juego, y si bien no pudo ingresar a zona de Copa Sudamericana, el equipo de Leonardo Fernández continúa con su buena cosecha de puntos. Y en el haber quedó otro gol de pelota detenida, la confirmación del arquero Jeremías Ledesma y el buen partido que hizo Mauricio Martínez. Claro que la falta de juego y la mala performance de algunos jugadores harán que el cuerpo técnico revise varias cuestiones en la semana.

Otra tema a resolver es que al Canalla le cuesta ganarle a un equipo plagados de suplentes. Pero también es cierto que el Díaz Pérez se le hace muy incómodo a Central, sin importar los jugadores que salgan a la cancha con la casaca granate.

La etapa inicial fue con mayor dominio del local, que buscó aprovechar la velocidad de sus juveniles por los costados para hacerle daño a la defensa canalla. Así creó las situaciones más peligrosas, algunas mal definidas y otra bien resuelta con el pie por Jeremías Ledesma ante Tomás Belmonte.

Las llegadas de Central fueron con pelotas aéreas: un centro de José Luis Fernández que cabeceó Fernando Zampedri y Esteban Andrada mandó al córner, y un tiro de esquina de Gil con posterior remate de volea de Fernández. Un claro reflejo del flojo nivel exhibido por los encargados de la gestación, quienes en el complemento fueron reemplazados por el entrenador en búsqueda de conseguir mayor volumen de juego.

En la etapa complementaria, ambos equipos trataron de quebrar el cero. Ezequiel Carboni y Leo Fernández apostaron por jugadores de peso como Lautaro Acosta y Marco Ruben, para cambiarle la cara a la ofensiva.

En el caso del Granate funcionó, porque a los 14 minutos, apenas sesenta segundos después de ingresar, Acosta empujó a la red un centro envenenado desde la derecha de Marcelino Moreno y puso en ventaja al local. Pero Central aprovechó la pésima salida del rival y marcó el empate, otra vez de pelota detenida.

Ambos tuvieron situaciones para ganarlo, pero se encontraron con la buena intervención de Ledesma y con un remate apenas desviado de Ruben.

Central suma un punto que le sirve para prolongar el buen momento del equipo, pero esta vez el juego no fue el mostrado en cotejos anteriores. Y ahí quedó en deuda.

Si te gustó esta nota, compartila